La exorbitante cifra que le pagaron a “Pampita” para lucir un vestido de $ 750

El marketing de celebridades sigue siendo una estrategia certera en el mercado pero demasiada cara. ¿En qué consiste? Se trata de utilizar a una famosa a favor de una marca. ¿Y cuál es el propósito? Usar su imagen y prestigio para promocionar un producto. No se trata de una selección al azar, la persona indicada tiene que tener una trayectoria exitosa y además ser considerada una de las mejores dentro de su rubro.

Con esos requisitos cumple Carolina “Pampita” Ardohain, considerada una de las modelos más bellas de nuestro país, quien nos representa en el mundo. La ex participante y jurado del Bailando por un Sueño es buscada por las empresas más prestigiosas para sus publicidades. Asociar una marca con la actriz y bailarina oriunda de la provincia de La Pampa es es sinónimo de llegar a los objetivos.

Pero, en tiempos de crisis, para contratar a “Pampita” las empresas tienen que tener un buen pasar. Tener a una figura argentina de esta trayectoria cuesta caro, más teniendo en cuenta que se le debe pagar en dólares, lo que hace aún más complicado convocarla teniendo en cuenta la remarcada devaluación que sufrió la moneda argentina a lo largo de los últimos años.

Las cifras son exorbitantes. Demasiado. Sin embargo, las marcas tienen en cuenta que lo que la modelo de 41 años luce (para asistir a eventos y ser fotografiadas por los reporteros gráficos de las revistas de la farándula) se termina convirtiendo en tendencia. ¡Todas quieren tener lo mismo! Una tentación demasiado grande para los marketineros que buscan posicionar a las firmas que buscan ganar lugar.

Lo último que se supo es que a Carolina se le llegó a pagar una suma 60 veces mayor del precio que tiene en el mercado el vestuario que mostró durante una presentación. La encargada de revelarlo fue Cinthia Fernández, quien sacó a la luz en “Los Ángeles de la Mañana” que un negocio mayorista de Córdoba convocó a su colega y le pagó U$S 10.000 por usar un vestido de lurex de apenas 750 pesos.

Todos se quedaron con la boca abierta. No podían creer que se haya invertido semejante monto. Fernández, quien mostró conocimiento en el tema, detalló que se trata de un local “como uno de los negocios que hay en el barrio de Flores, pero de Córdoba”. “Yo me pongo ese vestido y soy una groncha… Viene Medina Flores y me mata”, añadió la bailarina poniéndole un toque de humor a su comentario.

A principios de este año se dio a conocer que la ex novia de Juan “Pico” Mónaco era una de las argentinas que más cobraba para asistir a eventos en la ciudad uruguaya de Punta del Este. Su cachet era U$S 10.000 y de entre U$S 4.000 y U$S 8.000 si se incluían publicaciones en Instagram. Sólo era superada por la diva de los teléfonos, Susana Giménez, una de las caras conocidas que veranea en el vecino país.

<a href="https://elintransigente.com/espectaculo/2019/05/01/la-exorbitante-cifra-que-le-pagaron-a-pampita-para-lucir-un-vestido-de-750/" rel="bookmark"><time class="entry-date published updated" datetime="2019-05-01T00:17:13-03:00">mayo 1, 2019</time></a>