Mirtha Legrand

“Si imitan que lo hagan bien”, Mirtha sin piedad con ATAV

Fuente: Instagram oficial Mirtha Legrand

¡Durísima con los productores!
<a href="https://elintransigente.com/espectaculo/2019/09/08/si-imitan-que-lo-hagan-bien-mirtha-sin-piedad-con-atav/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-08T15:59:10-03:00">septiembre 8, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-08T16:00:15-03:00">septiembre 8, 2019</time></a>

Mucha expectativa había generado la aparición de Mirtha Legrand y su hermana Goldie en la novela del momento, Argentina, tierra de amor y venganza, ya que esto había sido anunciado hace algún tiempo atrás. Con la segunda parte del éxito de El Trece, que hizo un salto de dos años (desde 1938 al 1940), la diva de la televisión argentina hizo su llegada.

La encargada de personalizar a una de las estrellas más importantes de nuestro país, fue la joven actriz Lola Poggio de 13 años, quien ya había hecho algunas otras actuaciones para Polka. Lola, con mucha gracia, interpretó a las dos hermanas, las que junto a su madre hicieron su llegada triunfal para involucrarse, brevemente, en la historia de Bruno y Lucía.

Sin embargo, al parecer esta imitación no fue nada agradable para la diva de los almuerzos, quien ahora también conduce su programa los sábados por la noche. Mirtha, mientras hablaba con uno de sus invitados, Fredy Villarreal, acerca de las imitaciones que él realizaba, mostró su gran descontento con la forma en la que fue representada.

“A mí no me gusta que me ridiculicen”, comenzó diciendo la diva. “Ahora, por ejemplo, pasó en Argentina, tierra de amor y venganza. Primero, a mi madre la hicieron española cuando no lo era, era muy argentina. Era maestra y directora de colegios”, dijo haciendo referencia a la imitación de su madre, quien en la novela aparecía como una señora española.

“Después, nosotras éramos rubias naturales, yo por supuesto ahora me tiño, pero éramos rubios los tres hermanos, Josecito mi querido hermano que acaba de fallecer era rubio también. Ya que nos imitan háganlo bien”, Comentó duramente Mirtha sin dejar pasar los errores que la producción del éxito de la pantalla chica cometieron esta semana.

“Cuando veo que a mi madre, doña Rosa Suárez de Martínez la ponen hablando en español, dije ‘pero si a mi mamá nunca la escuché hablar así, jamás’. Ella era argentina, mi padre sí era español, de Andalucía, pero tampoco hablaba con ese acento, así que bueno, si imitan que lo hagan bien”, volvió a recalcar mostrando un visible enojo.

Antes de finalizar con el tema, la diva manifestó que no quería ser atacada por estas declaraciones. “Ahora no me empiecen a criticar y a decir maldades porque he dicho esto, es mi forma de pensar. A mi madre la amábamos, la adorábamos, y ahora la veo a doña Rosa hablando en español… Con llamarnos, simplemente, mi hermana o yo les hubiésemos dicho”, cerró.