Siguen los embates contra Mirtha Legrand: “es una resentida, guaranga y no quiere a nadie…”

Una famosa tuvo fuertes palabras contra la diva televisiva.
<a href="https://elintransigente.com/espectaculo/2019/09/08/siguen-los-embates-contra-mirtha-legrand-es-una-resentida-guaranga-y-no-quiere-a-nadie/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-08T17:46:10-03:00">septiembre 8, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-08T19:19:49-03:00">septiembre 8, 2019</time></a>

Mirtha Legrand es una de las conductoras televisivas más destacadas y, al ser tan importante, hay quienes la quieren y quienes no. Dueña de un fuerte carácter, es usual escucharla dando opiniones sin filtro que no siempre son bien recibidas. La diva debió soportar fuertes cuestionamientos de otras celebridades que no comparten sus puntos de vista, sin embargo, el momento que más sorprendió fue cuando lanzó en su programa una fuerte crítica contra el actual presidente.

“Macri era un triunfador, y ahora se ha transformado en un fracasado. Es terrible”, aseguró la actriz el sábado; sin embargo, el domingo, al darse cuenta del impacto de sus conceptos, no dudó en dar marcha atrás en sus dichos. “Quiero pedir disculpas porque ayer tuve un exabrupto con el Presidente… No volverá a pasar. Hago televisión en vivo y eso es muy peligroso, una está siempre expuesta a equivocarse. Por eso, humildemente, quiero pedir disculpas, no volverá a repetirse. Ni siquiera quiero mencionar la palabra que utilicé… Yo sigo apoyando a Cambiemos”, terminó la discusión.

Invitada a Polémica en el bar, Esmeralda Mitre, la joven que brilló en el Bailando por un sueño 2018, cuyo padre es dueño del diario La Nación, tuvo conceptos muy duros contra Legrand y no le perdonó su ataque al referente de Cambiemos. “No, yo no soy panqueque ni me jacto de panqueque, porque jactarse de panqueque ya es una guarangada”, comenzó diciendo la artista ante la mirada sorprendida de Mariano Iúdica, el conductor del ciclo.

Pero la discusión, obviamente, no terminó ahí porque la frontal rubia todavía tenía muchas cosas más que decir. “Ella nunca quiere a nadie, tiene un resentimiento muy grande hacia todo el mundo. Cuando me senté a su mesa me dijo de todo. Ella quiere ser la más poderosa. En vez de sentirse orgullosa de venir de un lugar y haber llegado tan lejos como llegó, ella tiene un resentimiento de no haber nacido en la alta alcurnia”, expresó, sin ninguna clase de filtros, una de las mujeres más bellas de nuestro país. Por supuesto, no es la primera vez que se expresa así.

Días atrás, ya había tenido frases durísimas contra Legrand. “Está resentida conmigo y fue ordinaria. Me trató muy mal, no saben lo mal que me sentí, me censuró y pensé en irme del programa. La que no deja hablar a nadie es ella. Y me parece que no está acostumbrada a que alguien se le plante y le diga las cosas como son. Si ella quiere rating para generar un programa para poder ganarle a PH, que es el otro programa, y junta a Horacio Larreta para generar una polémica sabiendo que la va a generar, y a mí, me parece que es normal que no me calle”, remarcó Mitre.

Por si todo esto no fuera suficiente, Legrand recibió dos ataques más. “Entre el exabrupto de la señora y sus disculpas, medió el llamado de funcionarios de alto rango. Le habrían recordado omisiones oficiales vinculadas a materia impositiva”, indicó Ivan Schargrodsky, periodista de C5N y Radio 10, en su newsletter de Cenital.com sobre el castigo que el Gobierno le habría impuesto a la conductora.

Por su parte, Luciana Salazar, publicó un tuit polémico sobre las palabras de Mirtha en su programa y el efecto que habría tenido en la Casa Rosada: “Descontrol y gritos en Olivos. Les piden a referentes políticos que lo controlen. Comenzó por la noche entre reproches y la conciencia de haber quedado aislado del mundo, esto derivo en una peligrosa palabra ‘renuncia’. Escuchar la palabra “’fracasado’ desencadeno todo” (sic).