Débora D'Amato se quebró al hablar de su presente familiar: "Se me está haciendo muy difícil"

La panelista de Intrusos contó desde su casa cómo está atravesando la cuarentena.

El anuncio de la cuarentena obligatoria por parte del presidente Alberto Fernández tomó por sorpresa a muchos. Si bien algunos creían que se vendrían duras medidas, la mayoría no esperaba que se llegaran tan rápido. Por eso cuando desde el Gobierno anunciaron que comenzaba el aislamiento social preventivo, la población tuvo que actuar rápidamente y acomodarse como pudo. Pero no fue fácil, y algunas personalidades del espectáculo como Débora D’Amato quedaron en medio de una encrucijada.

Así lo contó ella misma en diálogo con Intrusos desde la comodidad de su casa. Es que si bien la periodista está exenta de cumplir la cuarentena por trabajar en la tele, decidió aislarse por propia voluntad. “La realidad es que siempre prioricé el laburo y, por primera vez en mi vida, conocí lo que es el temor y priorizar otras cosas”, comenzó diciendo la panelista a través de una videollamada con Jorge Rial.

“Ayer me consultaste con respecto a Lola, y la verdad es que estos días han sido muy complicados. No es victimización: vivo sola con Lola, tengo una mamá grande que es paciente de riesgo y en mi familia somos muy pocos” continuó Débora haciendo referencia a su hija de un año y cuatro meses. “Mi hermano es paciente de riesgo y está en cuarentena hace rato también porque tiene 61 años, y entonces dividir las tareas familiares para asistir a mamá y ayudarme a mí para que fuera a trabajar fue muy difícil”, agregó.

Además D’Amato aprovechó para agradecerle a otro miembro importante de su familia quien está haciendo todo lo posible por colaborar. Y también a la producción de Intrusos por dejarla trabajar desde la casa. “Quiero darle las gracias a mi hermana que se dividió en 80 pedazos para poder darme una mano”, dijo orgullosa. “Les agradezco el enorme gesto que han tenido porque no me quiero quedar sin trabajo porque es lo que para la olla en esta casa, pero se me estaba haciendo muy difícil”.

Para cerrar, fue Jorge quien intercedió y dijo unas palabras. “Esto lo hablamos con la gente del canal, y rápidamente nos dijeron que sí. Ella ahora lo que hace es incorporarse a la producción, labura desde su casa”, sostuvo. “Me estoy dejando ayudar, yo soy una persona a la que le gusta hacerlo, pero no le gusta que la ayuden. Es difícil, cuesta un montón, pero es lo que corresponde en estos momentos y lo entendí”, finalizó Débora.

Compartir en: