Federico Amador

El motivo por el cual Federico Amador rompió la cuarentena: “Lo último que quiero es fomentar esto”

Federico Amador

El actor abandonó su hogar en medio del aislamiento preventivo obligatorio.
<a href="https://elintransigente.com/espectaculo/2020/03/25/el-motivo-por-el-cual-federico-amador-rompio-la-cuarentena-lo-ultimo-que-quiero-es-fomentar-esto/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2020-03-25T10:15:30-03:00">marzo 25, 2020</time><time class="updated" datetime="2020-03-25T10:15:32-03:00">marzo 25, 2020</time></a>

Días atrás, luego de que el coronavirus fuera catalogado como una pandemia por la Organización Mundial de la Salud, el Estado argentino encabezado por Alberto Fernández tomó la decisión de dictar una cuarentena en todo Argentina (con algunas excepciones) para prevenir la propagación de la enfermedad.

Federico Amador, reconocido actor de Argentina, abandonó el aislamiento social obligatorio por un motivo concreto, el cual explicó en sus redes sociales. “¡¡Tuve que romper la cuarentena!! Tenemos a nuestro cargo 50 animales provenientes de Fauna provincia, del máscotismo y de incautaciones del tráfico de fauna y ellos no entienden de Coronavirus y tienen que comer de lo contrario morirían de hambre”, comenzó explicando el intérpete.

El novio de Florencia Bertotti acompañó su mensaje con varias imágenes. “Para aprovechar la situación les grabé un poco del Serpentario del Tigre para que estando en cuarentena lo puedan conocer y sepan lo que hacemos ahí, mañana lo estaré subiendo calculo”, comentó.

No obstante, Amador hizo una aclaración contundente: “Lo último que quiero es fomentar que salgan de sus casas así que aclaro que tengo los permisos necesarios para salir y que de no haber vidas animales a nuestro cargo no lo haría ni a palos”.

Antes de efectuar esta salida casi inevitable, Federico se había pronunciado en sus redes: “De a ratos se puede hacer difícil, pero si tenes la posibilidad NO salgas, si lo haces toma todos los recaudos y seguí el protocolo. Creo que ya lo sabemos, el problema es que atravesado el susto inicial nos empezamos a confiar y empezamos a encontrar excusas para salir e incluso para juntarnos!! Concentrémonos, no es joda, no perdamos el foco. A mi me cuesta mucho estar encerrado, me siento un gato enjaulado pero se que debo hacerlo. Salir lo menos posible por trabajo o alguna obligación impostergable. NO SON VACACIONES. Vamos que podemos”.