“Las limpió Marcelo" ¡Lourdes Sánchez y Maca Rinaldi en medio de una fuerte polémica!

Las bailarinas recibieron la peor noticia y quedaron en el ojo de la tormenta.

En la emisión de hoy de Los Ángeles de la Mañana adelantaron todos los detalles del Bailando 2020: revelaron la lista definitiva de participantes, jueces y miembros del BAR. En ese contexto, hubo muchísimas sorpresas. Una de las más polémicas fue que notaron que, por primera vez, ni Lourdes Sánchez ni Maca Rinaldi (ambas parejas de los productores del programa) estarán presentes.

Ángel de Brito fue el encargado de dar la mala noticia. “Lourdes está afuera del Bailando, Lourdes no está”, arrancó comentando el periodista, luego de que se refirieran a las puntuaciones del BAR.  “¿Ni Bailando ni Bar, nada?”, disparó Mariana Brey.  “Es el primer Bailando sin primeras damas, no hay primeras damas”, respondió el conductor, ¡picantísimo! “¿Las limpió Marcelo (Tinelli)?”, quiso saber Yanina Latorre.

Decisión de producción, sí, las limpió Marcelo”, respondió el famoso jurado del certamen de baile. “Ah, las limpió Marcelo, no los maridos, porque los maridos necesitan que facturen. ¿De qué va a vivir Macarena este año?, no hay teatro, no hay Bailando…”, agregó Yanina, quien recientemente tuvo un durísimo cruce con Maca debido a que aseguró que Laurita Fernández volvería con Federico Hoppe.

“Dará clases de baile, como dan muchos bailarines, tendrán que vivir de otra cosa. Por lo menos en la lista que vi yo ayer no están ni Lourdes ni la otra chica tampoco, no está ninguna de las dos…”, concluyó De Brito, ¡más duro que nunca! Mientras, las angelitas especulaban sobre las reacciones de ambas bailarinas. ¿Qué dirán Lourdes y Maca? ¿Harán algún tipo de reclamo? ¿Vos que pensás de la decisión?

El descargo de Maca Rinaldi contra Yanina

En su cuenta oficial de Instagram, Macarena disparó: “Del lado del respeto, siempre. Hay suelta de palabras. Todo el tiempo. Sin responsabilidad y sin medir límites. Se habla con poco respeto (o nada) y mucha falta de información. Sin conocimiento. Es ‘la norma’: hacerlo sistemáticamente. Una y otra vez, y una más… Y se acepta, eso es lo más triste. Que nos acostumbremos a algo que no está bien. Respetar, valorar, tener responsabilidad en la acción y en el discurso. Eso garpa también. Y al final del camino es lo que te salva”.

Compartir en: