"Faltan muchos días más" ¡El doctor Daniel López Rosetti y su análisis de la cuarentena!

El médico de Telefe se refirió al aislamiento social y dejó varias frases llamativas.

El doctor Daniel López Rosetti habló de la cuarentena en PamLive, el ciclo de entrevistas digitales de la conductora de América, y dejó varias definiciones interesantes sobre cómo sigue la pandemia en el país. “Faltan muchos días más, es un camino que recién estamos empezando a recorrer y que atraviesa a la sociedad. Esto es lo que se denomina estrés psicosocial, la misma causa nos afecta a todos, es colectivo, pero no afecta igual por edad. Se dice que el virus no discrimina. No es cierto, el virus discrimina, porque toma más a los adultos mayores”, comenzó diciendo.

Es cierto que los adultos mayores necesitan mucho. Y el confinamiento los altera mucho más que a los más jóvenes. La necesidad del mayor es distinta, porque está en una etapa contemplativa, donde puede disfrutar más con lo que se tiene. En el momento en que empiezan a disfrutar de la vida, los nietos, justo viene algo que no vivimos nunca: una pandemia que en el hemisferio sur recién está comenzando. El secreto acá es que estar aislados no debe convertirse en aislamiento. No existe un fármaco anticuarentena, tenemos que escarbar en nuestra emocionalidad. Los nietos y los hijos deben ideárselas para estar más cerca que antes”, mencionó el médico estrella de Telefe.

Luego, Rosetti le siguió indicando a Pamela David: “Esto es el estrés psicosocial por definición. La forma de manifestación de cada uno es diferente, porque no hay enfermedades, sino enfermos, con lo cual, cada uno canaliza por sus puntos más débiles: alteraciones físicas que pueden ser insomnio, trastorno digestivo, pesadillas. Hay cuestiones no tan físicas que son las más importantes ahora: nervios, miedo, ansiedad, angustia, exacerbación de condiciones anteriores, pánico, fobias. Puede haber hipertensión, crisis asmática, cada uno tiene la suya, pero lo primero que se afecta son las emociones”

Entonces, siguió diciendo: “Esto es un problema emocional: uno puede tener una libertad condicionada. Yo les diría a cada uno: “Mirá, es lo que hay, a ver qué hacemos con esto”. La diferencia es qué vas a hacer vos con esto. Cómo transitan las distintas personas el estrés psicosocial depende de sus antecedentes, de cada uno, hay personas más o menos resilientes. Esta es una oportunidad en la cual podemos desarrollar cosas buenas”, sostuvo muy tajante.

Sin embargo, más allá de los aspectos negativos de la pandemia, le dio una mirada esperanzadora. “Al virus le vamos a ganar, el tema es el costo. El virus está perdido, paso siempre, al virus le vamos a ganar, el tema es cómo lo transitamos. Yo lo que haría es aumentar la comunicación por los medios posibles que no son por contacto físico. El hecho de la voz y la calidez de la voz, la comunicación emocional pasa por le tono de la voz. Las primeras palabras dicen sobre la emocionalidad del otro. Un llamado telefónico y una conversación que, a lo mejor antes de la cuarentena no hacíamos, hoy la tienen que hacer. Y si agregamos el video, ni hablar. ¿Qué hacemos con el adulto mayor? Hay que hablarle más, decirle que falta poco, decirle lo que no le decíamos antes. Ni que hablar si podemos hacerlo con video, viéndonos”, cerró.

Compartir en: