¡Muy reflexiva! Los consejos de Nazarena Vélez para volver a apostar al amor

La actriz contó cómo se enamoró de Santiago Caamaño y profundizó sobre la manera en la que "sanó sus heridas".

Nazarena Vélez se encuentra respetando el aislamiento obligatorio al igual que millones de argentinos. Aburrida de realizar las cosas típicas de la casa, la mediática decidió lanzarse como youtuber gracias a la ayuda de su hija Barbie Vélez. En la jornada de ayer, la exvedette publicó un nuevo video en su canal, en donde además de contar cómo conoció a su pareja Santiago Caamaño, le dio consejos de amor a sus seguidores.

Muchos me escriben: ‘Cada vez que veo tu relación con el Bocha, vuelvo a confiar en el amor’. Y eso tienen que hacer. Hay que confiar en poder volver a amar. Yo me he separado muchas veces. Cuando asumís que te separaste, que la pasaste mal, tenés que vivir un proceso. Yo viví y lloré todo. Cuando decidís vivir y te reconstruis por dentro, hacés tu duelo, tal vez lo que uno empieza a sentir es una resignación o frustración con respecto a las parejas”, comenzó diciendo la nacida en Quilmes.

Sin escatimar en sus dichos, Nazarena agregó: “Empezás a decir ‘no me enamoro más’ o cosas así, pero te juro que te podés volver a enamorar. Pasa que primero tenés que sanarte vos. Yo nunca necesité una pareja. Me encanta. Por eso me casé muchas veces, tuve muchas parejas, creo mucho en el amor y me encanta estar en pareja. Pero me llevo muy bien con mi soledad. Me separé tres veces, fui viuda a los 39 y me reconcilié con mi soledad. No tengo nada para reprocharme, pero después me perdono”.

Por eso, la exvedette compartió la fórmula que le sirvió para volver a enamorarse. “Para mí, lo esencial de la cuestión está en amarse a uno mismo. Ir para adelante. Lo que quiero decir es que, cuando te empezás a querer y a reconciliar con vos misma, y te aceptás con lo bueno y lo malo que tenés, con tus angustias, tus alegrías, con la gente que amás, entendés que hay que aceptar todo. Si podés aceptar que en algún momento te vas a morir, lo demás también vas a poder hacerlo”, aseguró.

Finalmente, Nazarena Vélez dejó en claro que, si no hubiera “sanado”, su situación actual sería muy distinta. “Eso me pasó a mí. Cuando sané de todo lo que tenía que sanar, apareció el Bocha. Quizás si yo estaba mal, tóxica y dañada, lo dejaba pasar. Tal vez me quedaba con los prejuicios que tenía sobre él y no pasaba nada. Pero gracias a Dios, se te abre la cabeza, el corazón, y pueden aparecer oportunidades hermosas“, cerró.

Compartir en: