Estados Unidos envió bombarderos al Golfo Pérsico para disuadir a Irán de un posible ataque

La maniobra incluye a un gran portaaviones, según el Pentágono.
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/05/08/estados-unidos-envio-bombarderos-al-golfo-persico-para-disuadir-a-iran-de-un-posible-ataque/" rel="bookmark"><time class="entry-date published updated" datetime="2019-05-08T04:27:45-03:00">mayo 8, 2019</time></a>

En respuesta a un posible ataque a sus tropas liderado por Irán, Estados Unidos dio a conocer en las últimas horas el despliegue de un gran número de bombarderos B-52 en la región del Golfo Pérsico. Se trata de aeronaves pesadas de largo alcance, capaces de transportar misiles crucero y cargas atómicas.

Según reveló el Pentágono, la maniobra, que incluye a un gran portaaviones, se justifica por “señales claras y recientes de que las fuerzas iraníes y sus aliados están elaborando preparativos para un posible ataque a las fuerzas estadounidenses”. Esta noticia sale a la luz luego de que el asesor presidencial en Seguridad Nacional, John Bolton, haya adelantado el domingo el envío de bombarderos.

“El despliegue del (portaaviones) USS Abraham Lincoln y una fuerza especial de bombarderos se considera un paso prudente en respuesta a las indicaciones de una elevada preparación iraní para realizar operaciones ofensivas contra las fuerzas estadounidenses y nuestros intereses en la región”, afirmó, por su parte, Charles Summers, portavoz interino del Pentágono.

Donald Trump ya había cerrado la puerta el 8 de mayo del 2018 al acuerdo internacional obtenido en el 2015 que supuestamente iba a impedir que Teherán fabrique una bomba atómica. Además desde aquel momento, el presidente del país norteamericano siguió fortaleciendo su “campaña de máxima presión” contra el régimen iraní.

Más allá de que se justificó la movilización en informes de inteligencia, no se difundieron detalles sobre la aparente amenaza. Sin embargo,
Bill Urban, capitán de la Marina y portavoz del Comando Central de las Fuerzas Armadas estadounidenses, enfatizó que la amenaza podría ser terrestre o marítima.

En el marco de las tensiones nucleares, Irán aseguró este martes que no abandonará el Acuerdo Nuclear Multilateral rubricado en julio del 2015, pero disminuirá su participación “de manera voluntaria”. La medida de Teherán ocurre justamente un año después de que el país norteamericano haya abandonado el tratado internacional.

El Ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif, comunicó la decisión de este país asiático al arribar a Rusia para encontrarse este miércoles con su homólogo ruso, Serguéi Lavrov. La resolución de su Gobierno se debe a la falta del cumplimiento en las obligaciones por parte de los otros Estados miembros.