Venezuela se hunde en la devaluación: vuelven a modificar el cono monetario

Imagen tomada de Banco Central de Venezuela.

El Banco Central venezolano hizo el anuncio. La medida empezará a correr paulatinamente.
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/06/12/venezuela-se-hunde-en-la-devaluacion-vuelven-a-modificar-el-cono-monetario/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-06-12T15:02:08-03:00">junio 12, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-07-15T18:26:00-03:00">julio 15, 2019</time></a>

La economía venezolana se encuentra inmersa en una crisis que ataca al bolsillo, las industrias, las importaciones y exportaciones. Todos los aspectos referidos a la moneda en el país petrolero se encuentran contra las cuerdas. Una nueva medida anunciada este miércoles por el Banco Central de Venezuela demuestra que la devaluación del bolívar no se detiene, sino que se agrava.

En el sitio web de esta entidad gubernamental se anunció el nuevo “cono monetario” que pasará a regir desde este jueves 13 de junio. “Tres nuevos billetes se incorporarán a la actual familia de especies monetarias”, informó el Banco Central venezolano. Las denominaciones pasarán a ser de 10.000, 20.000 y 50.000 bolívares. Los tres tendrán el rostro del Libertador, Simón Bolívar, según la imagen publicada por el ente institucional.

“Las nuevas piezas (…) comenzarán a circular paulatinamente y vienen a complementar y optimizar el actual cono monetario, para cumplir con los requerimientos de la economía nacional”, concluye el comunicado oficial. Será la cuarta vez en los últimos 20 años que el Gobierno de Venezuela modifica la moneda. Todas estas variaciones han sido influenciadas por el chavismo. El primero lo implementó el fallecido expresidente, Hugo Chávez, en el 2007.

En aquel año, el líder de la Quinta República le cambió el nombre a la moneda. “Bolívar fuerte” pasó a llamarse. Chávez dictaminó que se eliminaran tres ceros. Nueve años más tarde, en el 2016, el actual presidente, Nicolás Maduro, hizo lo mismo. En esta modificación, el Banco Central agregó seis billetes y tres monedas al cono. Debido a la fuerte inflación y con el bolívar golpeado por esto, para el año 2018 Maduro decidió un nuevo cambio.

Para esta oportunidad, el bolívar volvió a recibir otro nombre, pasó de “fuerte” a “soberano” y en este caso se suprimieron cinco ceros. Según lo informado por el diario venezolano “El Nacional”, la impresión de los billetes en agosto del año pasado estuvo a cargo de la empresa inglesa De La Rue. Hasta la fecha el BCV, todavía le debe una suma de 22,86 millones de dólares a los encargados de la fabricación de aquellos bolívares, de acuerdo a su reporte anual.

Con la anterior reconversión monetaria, se pusieron en circulación billetes de 2, 5, 10, 20, 50, 100, 200 y de 500 bolívares. La inflación ha afectado tanto a la economía venezolana, que en menos de un año los ceros vuelven a aparecer y la historia se vuelve a repetir. De acuerdo a economistas venezolanos, aquel cono ya nacía depreciado en su poder de compra, por lo que esta situación era de esperarse.

Las medidas de Maduro han sido anunciadas para hacerle frente a la supuesta “guerra económica” que tiene Estados Unidos contra Venezuela. En parte, las sanciones económicas desde Washington han afectado las exportaciones que no provienen del petróleo. Asimismo, en la escasez de gasolina también tiene su cuota las decisiones de la administración de Donald Trump, contra el Gobierno de Venezuela. El país norteamericano siempre fue el principal comprador del crudo venezolano.

La economía en el país petrolero puede encontrarse inmersa en una histórica crisis. Sin embargo, según el Fondo Monetario Internacional (FMI), todavía podría hundirse aún más. Se espera que para el cierre de este año, Venezuela alcance una hiperinflación de 10.000.000%, lo que representaría una cifra de ocho dígitos y otro duro golpe a la calidad de vida de los venezolanos.