Chile: incidentes en la representativa marcha por los 46 años del golpe de Estado de Pinochet

Fuente: NA

"Por verdad y justicia", era el lema de la movilización.
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/09/08/chile-incidentes-en-la-representativa-marcha-por-los-46-anos-del-golpe-de-estado-de-pinochet/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-08T17:34:31-03:00">septiembre 8, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-08T17:34:32-03:00">septiembre 8, 2019</time></a>

El recuerdo de la última dictadura que vivió Chile a manos del general Augusto Pinochet entre 1973 y 1990, todavía esta latente en la sociedad chilena. Es por ello que cuando se aproxima la fecha (11 de septiembre) de la instalación de aquel gobierno de facto es usual la convocatoria de una multitudinaria movilización en todo el país, visibilizada principalmente en Santiago.

Según consignó NA, hubo enfrentamientos entre algunos manifestantes y la policía (carabineros). Algunos encapuchados lanzaron piedras y palos a las fuerzas de seguridad, mientras estos respondían con gases lacrimógenos y chorros de agua. Todo esto ocurrió antes de que la multitud de personas ingresará al Cementerio general, lugar donde fue erguido un monumento para recordar a las víctimas de la dictadura.

“Marchamos con la convicción de que en Chile todavía no hay verdad ni justicia plena”, dijo a la AFP Marco Barraza, miembro del Partido Comunista chileno, uno de los espacios políticos que organiza anualmente la marcha. El militante hace referencia a que todavía en plena democracia no ha habido un avance en las investigaciones judiciales contra aquellos que cometieron crímenes de lesa humanidad.

Una de las imágenes que dejó el enfrentamiento en Santiago de Chile. Fuente: NA/AFP

En el Cementerio está construido un recuerdo a las más de 3.000 víctimas, entre muertos y desaparecidos, que dejó el paso de la dictadura de Augusto Pinochet. En el enfrentamiento que se desató durante la movilización, la policía detuvo a varios manifestantes, pero las autoridades no informaron un número exacto de detenidos. “Por verdad y justicia“, era el lema de la convocante marcha de este domingo.

El principal cuestionamiento que reclaman los partidos políticos y organizaciones de derechos humanos, es que el Gobierno chileno no ha permitido el curso de las investigaciones judiciales. Según la AFP, casi 1.200 personas todavía se encuentran desaparecidos y no hay un avance en la justicia que busque develar los crímenes ocurridos durante los años de la dictadura.

La mayor referente del Partido Comunista, Carmen Hertz, quien también es diputada, anunció que luego de 46 años (tiempo que ha transcurrido desde la dictadura pinochetista) le fueron devueltos algunos restos de su esposo. Su nombre era Carlos Berger. Fue detenido y fusilado por el tirano accionar de Pinochet. Uno de los modos de borrar la evidencia de sus crímenes era lanzar los cuerpos al mar. Hasta incluso los dinamitaban.

“Hoy nos devolvieron nuevos restos de nuestro esposo y padre Carlos Berger, asesinado por la Caravana de la Muerte. El desierto nos entregó trozos de su espalda y su mandíbula, una vida masacrada, mientras sus asesinados llevan décadas de impunidad y campea el negacionismo”, expresó Hetz en su cuenta de Twitter. En la movilización varios de los participantes llevaron fotografías de sus familiares y compañeros víctimas de la dictadura para recordarlos y homenajearlos.