Una visita sorpresa, cambio climático y Amazonía: el comienzo de la Asamblea de la ONU

Todo lo relevante del primer día de la cumbre anual de las Naciones Unidas.

En la apertura de la Asamblea General de la ONU llevada a cabo en Nueva York, una de las situaciones más emocionantes fueron las palabras pronunciadas por la activista Greta Thungber, al pedir que los gobernantes tomen acciones contra el cambio climático. Pero también hubo participaciones no esperadas, como la del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Según consignó la agencia NA, el líder de Casa Blanca apareció sorpresivamente este lunes en la cumbre, y aprovechó su paso para sentarse a escuchar el discurso del primer ministro indio Narendra Modi, uno de los socios del estadounidense. Australia y China, son algunos de los países que no asistieron, aunque el asiático envío al canciller, Wang Yi, como representante. Para Pekín es importante su visita, ya que podría tratar la problemática que mantiene con Washington en la guerra comercial.

Por otra parte, el presidente chileno, Sebastián Piñera, fue uno de los que optó por ser parte de la actualidad en el tema climático, por lo que prometió la “descarbonización” de la matriz energética de su país. Igualmente, el mandatario andino llamó a “escuchar más a la ciencia”, debido a que “todos los pronósticos indican que vamos por mal camino”.

Uno de los compromisos que tienen los países en el combate contra el calentamiento global es lograr la neutralidad en carbono, pero sólo 20 de 66 han tenido avances en esta materia. Del mismo modo, se espera que durante esta semana los gobernantes de estas naciones asuman un nueva meta en los objetivos para evitar que se acelere el cambio climático. No obstante, la ONU emitió un informe este domingo en el que alertó que la temperatura mundial promedio de los últimos cinco años será la más alta en la historia desde 1850, fecha en que comenzó a registrarse la estadística.

Sin embargo, los compromisos que asuman los países en esta asamblea no tienen legalidad. Será en la reunión COP25 (Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático) en diciembre en Chile y la COP26 a fines de 2020 en Glasgow, donde firmarán dichas metas a alcanzar. Uno de los países más industrializados del mundo, Estados Unidos, no tiene intención de firmar el Acuerdo de París sobre el calentamiento global. Solamente 59 de 195 naciones anunciaron su intención de ser parte del mismo.

Con respecto a la polémica que hay con la soberanía de la Amazonía, el presidente francés, Emmanuel Macron, anunció que antes de la cumbre fueron desbloqueados 500 millones de dólares adicionales para la selva tropical más grande del mundo. Debido al conflicto diplomático que estalló a causa de los incendios forestales que protagonizaron los últimos dos meses en el Amazonas de Brasil, Macron y su homólogo brasileño, Jair Bolsonaro, en esta Asamblea será tratado un “estatuto de internacionalización” que el europeo quiere aplicar para esta región sudamericana.

El cacique brasileño Raoni, de la tribu kayapó, quien podría ser uno de los nominados al Premio Nobel de la Paz, denunció este lunes a periodistas en la ONU que Bolsonaro “está permitiendo la destrucción de la Amazonia”. En correlación con el jefe indígena, el presidente de Colombia, Iván Duque, dijo: “No seremos victoriosos si no incluimos en nuestra agenda la defensa irrestricta de los bosques tropicales, de los bosques lluviosos y de los bosques primarios”. Por su parte, el mandatario boliviano, Evo Morales, expresó: “La vida de nuestra Madre Tierra está en grave riesgo”. Por tradición, Brasil tendrá el discurso de apertura de la Asamblea, que estará a cargo de Bolsonaro.

Compartir en: