El papa Francisco dio inicio al primer sínodo de obispos sobre la defensa de la Amazonía

Fuente: NA/AFP

El Santo Padre se expresó contra los "nuevos colonialismos" e instó a los católicos a conservar el "fuego misionero".
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/10/06/el-papa-francisco-dio-inicio-al-primer-sinodo-de-obispos-sobre-la-defensa-de-la-amazonia/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-10-06T14:30:49-03:00">octubre 6, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-10-06T14:30:50-03:00">octubre 6, 2019</time></a>

El actual Sumo Pontífice se ha mostrado como uno de los líderes del Vaticano más comprometidos con el medioambiente y el resguardo de los recursos naturales. Se ha reunido con la activista contra el cambio climático, Greta Thunberg, creó en 2015 la encíclica “Laudato Sí”, que refiere a los problemas ecológicos, y expresa su continua preocupación por el calentamiento global.

Por estas razones, el papa Francisco decidió reunir en el Vaticano a más de 100 “padres sindales” de la región panamazónica para instaurar el primer sínodo de obispos en defensa de la Amazonía. Este domingo el Santo Padre dio comienzo a esta asamblea que también tiene como objetivo discutir los “nuevos colonialismos”, la deforestación y los incendios que afectaron durante agosto a la selva amazónica.

“El fuego aplicado por los intereses que destruyen, como el que recientemente ha devastado la Amazonía, no es el del Evangelio”, dijo Francisco durante una misa solemne en la basílica de San Pedro, según consignó la agencia Noticias Argentinas. Asimismo, el papa argentino dijo que estos pensamientos colonialistas, “quieren sacar adelante sólo las propias ideas, hacer el propio grupo, quemar lo diferente para uniformar todos y todo”.

“Cuántas veces el don de Dios no ha sido ofrecido sino impuesto, cuántas veces ha habido colonización en vez de evangelización (…) Dios nos guarde de la avidez de los nuevos colonialismos”, manifestó el papa Francisco sobre los incendios forestales que azotaron la mayor selva tropical del mundo, que a su vez desató una crisis diplomática sobre la intención de “internacionalizar” la Amazonía.

El sínodo durará tres semanas hasta el 27 de octubre. El lema de la asamblea es, “Amazonía: nuevos caminos para la Iglesia y para una ecología integral”. Entre cantos antiguos y litúrgicos se desarrolló la ceremonia de apertura en la que participaron numerosos líderes indígenas del Amazonas, expertos, misioneros, obispos y cardenales.