Unos 350 niños de familias del Estado Islámico fueron repatriados de Siria en el 2019

La organización Save The Children dijo igualmente que todavía quedan 9.500 menores en los campamentos.
<a href="https://elintransigente.com/mundo/2019/10/17/unos-350-ninos-de-familias-del-estado-islamico-fueron-repatriados-de-siria-en-el-2019/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-10-17T03:21:18-03:00">octubre 17, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-10-17T03:21:19-03:00">octubre 17, 2019</time></a>

Según Save The Children, unos 350 niños, hijos de integrantes no iraquíes ni sirios del Estado Islámico (EI), fueron repatriados a sus países desde campos de refugiados durante este año. “El 9 de octubre, cuando comenzó la ofensiva turca en el norte de Siria, quedaban alrededor de 9.500 menores a la espera de ser repatriados”, agregó Joelle Bassoul, vocera de la organización.

El organismo remarcó esa fecha porque en los días posteriores al comienzo de la ofensiva, muchas familias extranjeras relacionadas al EI escaparon del campo de refugiados de Ain Issa. Entre ellos, unos 700 pequeños que aprovecharon que los combatientes kurdo sirios estuvieron obligados a recortar la seguridad para defender el conflictivo territorio.

Asimismo, sinfín de menores del noroeste de Siria se vieron privados de su educación por los bombardeos y combates que destruyeron u obligaron a cerrar muchas escuelas para el nuevo curso. “Miles de niños que deben comenzar el curso escolar en el noroeste de Siria podrían no tener acceso a la educación debido a la última escalada de violencia”, criticó anteriormente Save the Children.

“El poder de Bashar al Asad y su aliado ruso mantienen desde finales de agosto un alto el fuego en la región de Idlib. Pero esta iniciativa llega después de cuatro meses de mortíferos y devastadores ataques que provocaron además el desplazamiento de más de 400 mil personas”, reveló la ONU. A su vez, Save the Children afirmó que “87 establecimientos educativos se vieron dañados o afectados por los combates” y más de “200 escuelas se usan actualmente como refugio”.

“Los bombardeos de Damasco y Moscú, que se intensificaron desde finales de abril, mataron a más de 960 civiles en cuatro meses”, sostuvo el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH). “El regreso a las clases está previsto para la última semana de septiembre, pero solo un poco más de la mitad de las 1.193 escuelas del sector están operativas“, resaltó además el ente británico.