Alarmante: depresión, la primera causa de discapacidad en jóvenes y adultos hacia 2030

La depresión no para de crecer en todo el mundo
<a href="https://elintransigente.com/mundo/salud/2020/01/13/alarmante-depresion-la-primera-causa-de-discapacidad-en-jovenes-y-adultos-hacia-2030/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2020-01-13T12:23:57-03:00">enero 13, 2020</time><time class="updated" datetime="2020-01-13T12:23:58-03:00">enero 13, 2020</time></a>

Así como los accidentes de auto o los problemas del corazón, según los países, se posicionan como las principales causas de muerte, lo que nos depara en el futuro son escenarios igual de preocupantes, porque los trastornos mentales como la depresión son enfermedades graves que siguen siendo muy infravaloradas por la sociedad. Así lo detalla un informe de la agencia EFE ante el avance de estos cuadros.

Ivan Eguzquiza, del colegio oficial de psicólogos de España y Jose Ramón Pages Lluyot, coordinador de la Fundación Asistencia Nacional para la Ayuda al Enfermo de Depresión, anticipan lo que será esta patología dentro de un tiempo no muy lejano. Hoy, la depresión es un trastorno mental que afecta a más de 300 millones de personas en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Eguzquiza, explica: “Una de cada veinte personas en España sufre una depresión y es el cuarto país europeo con mayor índice de esta enfermedad. Las causas de este trastorno son múltiples. Puede darse por factores médicos o neurológicos, crisis vitales, dificultades de adaptación a los cambios en edades críticas (los adolescentes, por ejemplo) o por mecanismos de afrontamiento que determinadas personas no han aprendido en la infancia”.

Como agravante, “cada vez son más los adolescentes que sufren depresión. Esto es algo especialmente preocupante porque tienen que enfrentarse a una situación de vida que incluye situaciones especiales para ellos donde experimentan muchos sentimientos de estrés o cambios en su cuerpo”, indica Eguzquiza a EFE.

Para el profesional, hay personas más vulnerables a padecer depresión por su forma de afrontar los problemas o por su sistema de valores y creencias, pero es un mal que avanza en todos los continentes. Alrededor de un 15 por ciento de la población mundial sufrirá una depresión a lo largo de su vida, anticipan las previsiones.

Vale recordar que en su estadio más grave, la depresión puede terminar en un suicidio con lo cual es la segunda causa de muerte de jóvenes en el mundo. Para Eguzquiza, “estamos haciendo mal unas cuantas cosas como no hablar de ello. Tradicionalmente ha sido un tema tabú en los medios de comunicación bajo el dogma de que si se hablaba de ello facilitábamos el suicidio porque lo normalizábamos, pero tendríamos que preguntarnos si no deberíamos hablar de ello para tomar una mayor conciencia”.

Un dato que aporta a este escenario es que la toma de antidepresivos aumentó un 15 % desde 2012. Si bien éstos constituyen una droga necesaria, la auto o sobremedicación puede conducir a los peores resultados. Según la agencia EFE, la OMS advierte que “la depresión puede convertirse en un problema de salud serio teniendo en cuenta que estamos hablando ya de depresión de larga duración”. Y algo hay que hacer, cuanto antes.