Pidieron investigar a Ricardo Echegaray por la filtración de las imágenes de Nisman

Por el caso ya hay un empleado de la aduana detenido, quien involucró al extitular de la AFIP.
<a href="https://elintransigente.com/politica/2019/06/14/pidieron-investigar-a-ricardo-echegaray-por-la-filtracion-de-las-imagenes-de-nisman/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-06-14T12:50:09-03:00">junio 14, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-06-14T12:50:10-03:00">junio 14, 2019</time></a>

El juez federal de Lomas de Zamora Juan Pablo Augé ordenó que se investiga al extitular de la AFIP, Ricardo Echegaray, en el marco de la causa por la muerte del fiscal Alberto Nisman. En este caso, se trata de averiguar como fue que las imágenes de la víctima fueron filtradas de las cámaras de seguridad del Aeropuerto de Ezeiza, días antes de que apareciera el cuerpo sin vida del fiscal. La Justicia apunta contra el exfuncionario.

Esta orden llegó después de que el magistrado decidiera condenar al empleado aduanero, Gonzalo Horacio Tzareff, a un año de prisión en suspenso e inhabilitación para ejercer cargos públicos por dos años. A lo largo de la investigación, el hombre reconoció haber tomado las imágenes por orden de Echegaray y precisó que tres días después del hallazgo del cuerpo sin vida de Nisman en su departamento el exfuncionario de AFIP se la llevó.

Según consta, Tzareff fue acusado por violación de secretos y de la privacidad en concurso ideal agravado por tratarse de un funcionario público. La Justicia logró establecer que el empleado utilizó su celular para grabar, desde un dispositivo, los movimientos de Nisman al arribar al aeropuerto proveniente de sus vacaciones en Europa, acompañado de sus hijas, el pasado 12 de enero del 2015. Esta llegada se dio dos días antes de presentar la denuncia contra Cristina Kirchner por el atentado contra la AMIA.

Según el exempleado de la Aduana, el 20 recibió una llamada de la subdirectora general de operaciones aduaneros impositivas, quien también le exigió dar cuenta de los movimientos migratorios de Diego Lagomarsino, quien hoy está imputado por el asesinato de Nimas, los registros de su pareja. Un día después, la misma superior le envió un mail, según contó, en donde le pedía los movimientos de otras dos personas, identificadas solo con su CUIT: Alberto Nisman y su exmujer, Sandra Arroyo Salgado.

“Hizo el trayecto migraciones, va a recoger sus valijas a la cinta, y ahí ve que se contacta con una tercera persona, que va a su encuentro, que se identifica como empleado de la secretaría de inteligencia ya veces de presidencia de la nación, y que luego lo esperaban dos personas”, describió las imágenes del fiscal obtenidas desde las cámaras de seguridad del aeropuerto.

Además, en su declaración aseguró que no le pareció “indiferente” el estar observando a Nisman, ya que se trataba de un fiscal que había muerto. Ante esta señal de alarma, se comunicó con el subdirector general Daniel Santanna. El funcionario le devolvió la llamada y le dijo que la situación “era grave”. En ese momento fue cuando se enteró que Echegaray estaba detrás de esa maniobra y que requería las imágenes de la llegada de Nisman al país.

Asimismo, detalló que el propio extitular de la AFIP se comunicó con los empleados de la Aduana y les pidió las imágenes, razón por la cual Tzareff se las alcanzó hasta Azorpado 350, cede de la agencia de impuestos, a las 23 horas del 21 de enero del 2015. Allí, aseguró haberse encontrado con Echegaray, Santanna y demás funcionarios y abogados del organismo nacional.