Emergencia alimentaria: El proyecto ingresó al Congreso

Fuente: Twitter oficial Diputados

La iniciativa lleva 13 firmas.
<a href="https://elintransigente.com/politica/2019/09/09/emergencia-alimentaria-el-proyecto-ingreso-al-congreso/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-09T23:17:59-03:00">septiembre 9, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-10T08:02:29-03:00">septiembre 10, 2019</time></a>

El proyecto de ley para la declaración de la emergencia alimentaria en la Argentina, ingresó este lunes a la Cámara de Diputados de la Nación y de este modo, habrá sesión especial para debatirlo el próximo jueves. La iniciativa logró el acuerdo de diferentes bloques de la oposición mientras el Gobierno insiste en los alcances de la emergencia social.

Si bien se fijó la jornada de este lunes para el ingreso formal de la iniciativa parlamentaria, el trámite se realizó recién pasadas las 19 horas a través de la Mesa de Entradas de la Cámara Baja. Allí, se observaron las 13 firmas de los representantes del Frente de Todos, el bloque Justicialista, Unidad Justicialista de la Provincia de San Luis y el Frente Renovador de la Concordia de Misiones.

Tras lograr consenso en un proyecto único que permita declarar la emergencia alimentaria, los legisladores de la oposición solicitarán se realice una sesión especial este jueves 12 de septiembre, a partir de las 11 horas, donde buscarán aprobarlo sobre tablas. Allí, será preciso obtener dos tercios de los votos de presentes, por tanto deberá presentarse el oficialismo.

“Logramos unificar un proyecto de emergencia alimentaria para ser tratado el jueves en sesión especial. La oposición está unida y decidida a aprobar la emergencia alimentaria porque entendemos que es una necesidad urgente” explicó el diputado nacional del Movimiento Evita, Leonardo Grosso. Y agregó que “el Gobierno debería tener la responsabilidad de hacerse cargo de este problema que ellos generaron y tomar medidas urgentes antes del jueves. De no ser así, avanzaremos con la sesión especial para darle media sanción”.

En los fundamentos del proyecto, los legisladores indican que “comer bien y barato es un derecho y no un privilegio. Garantizar la seguridad alimentaria y nutricional se debe transformar en un primer consenso básico y en una política de Estado prioritaria de una nueva etapa de unidad nacional de la Argentina”. Y añaden que ésta “es una demanda que ha sido reclamada por gobiernos provinciales y municipales, partidos políticos, la CGT y diversas centrales sindicales, iglesias, movimientos sociales, organizaciones de la sociedad civil, universidades y centros de estudios”.

Según consta en el texto ingresado, la emergencia alimentaria nacional que vence el 31 de diciembre este año, se prorroga hasta el 31 de diciembre del próximo 2022. Asimismo, resuelve “un incremento de emergencia” fijado en un 50%, como mínimo, de las partidas presupuestarias actuales destinadas a alimentación y nutrición en todo el territorio argentino.

Por otro lado, mientras se extienda la emergencia alimentaria, faculta al Jefe de Gabinete de la Nación, a que actualice de forma trimestral esas partidas presupuestarias considerando “referencias mínimas”. Por un lado, en el aumento de “alimentos y bebidas no alcohólicas” del Indice de Precios al Consumidor (IPC) y por otro, según la variación de la canasta básica alimentaria del INDEC.

El proyecto, permite también que el Poder Ejecutivo Nacional disponga “las ampliaciones y las reestructuraciones presupuestarias y las decisiones administrativas conducentes a un abordaje efectivo de la emergencia alimentaria y nutricional”. En tanto, precisa que la Sindicatura General de la Nación (SIGEN) realice un control periódico sobre las partidas del Presupuesto Nacional destinadas a la alimentación.