Tras 40 horas, los piqueteros levantaron el acampe

Igualmente, los dirigentes sociales anunciaron que realizarán nuevas acciones.
<a href="https://elintransigente.com/politica/2019/09/13/tras-40-horas-los-piqueteros-levantaron-el-acampe/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-09-13T09:33:50-03:00">septiembre 13, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-09-13T09:33:51-03:00">septiembre 13, 2019</time></a>

Tras que la Cámara de Diputados aprobara la media sanción por la ley de emergencia alimentaria, los piqueteros que acampaban en el centro porteño hace más de 40 horas, comenzaron a retirarse del lugar. Si bien anunciaron el cese de esta propuesta, los referentes de las agrupaciones sociales que participaron aseguraron que realizarán nuevas acciones la semana que viene.

Los grupos de manifestantes de las agrupaciones Barrios de Pie y Polo Obrero decidieron levantar las carpas que estaban situadas entre Avenida de Mayo y Belgrano, en sentido a Constitución, frente al Ministerio de Salud y Desarrollo Social. La decisión llegó horas después de que los legisladores nacionales, de manera unánime, den el visto bueno a la norma.

De esta manera, los protestantes cortaron con su medida de fuerza que se prolongó durante 40 horas. Tras varios días de movilizaciones e incidentes con la Policía, el inicio del acampe se concretó el miércoles para visibilizar sus reclamos que también incluyen la ampliación de programas y planes sociales para ayudar a quienes no tienen trabajo.

“Se está cumpliendo una jornada histórica que ha pasado por distintas circunstancias en estas 40 horas. En primer lugar, le queremos decir a nuestro compañeros, que se han bancado el frío y comido los guisos piqueteros, que vamos a seguir en la pelea porque esta demostración de miles y miles de personas merece darle una continuidad”, afirmó el líder Eduardo Belliboni.

Continuando con su mensaje a los suyos, con megáfono en mano, y ante la prensa, afirmó: “El Gobierno anunció, extraoficialmente, que va a haber un aumento aunque todavía muy inferior al que reclamamos. Es una conquista de este acampe, que nadie se lo adjudique. Si no hubiese esta medida, ni siquiera se hablaba de pobreza hace 15 días atrás”.

Igual, este cese no es definitivo: según dejaron trascender desde las organizaciones, se podría llevar a cabo una medida de fuerza similar y que dure 72 horas en caso que la ministra Carolina Stanley no los reciba. Por ahora, desde el Gobierno no se pronunciaron ante la nueva situación y las autoridades de la Ciudad aguardan para comenzar con las tareas de limpieza en la zona.

Cabe recordar que el mismo miércoles se produjeron graves incidentes entre los piqueteros y la Policía de Infantería cuando los primeros quisieron instalarse en el Metrobus de la Avenida 9 de Julio. En esos instantes, hubo corridas, golpes, pedradas y gases lacrimógenos. El saldo fue un detenido y varios heridos, entre ellos dos efectivos.