Macri viaja a Nueva York para hablar en la ONU y encontrarse con Michelle Bachalet

Será un viaje relámpago en donde no se encontrará con ningún mandatario, inversor o banquero.

En el marco de inestabilidad económica que envuelve a Argentina, el Presidente, Mauricio Macri, llevará adelante un viaje relámpago a Nueva York, para participar de la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU). El mandatario volará hacia Estados Unidos hoy en la noche y regresará mañana, después de un cóctel protocolar organizado por Donald Trump para agasajar a todos los Jefes de Estado participantes.

A pesar de esta visita a Estados Unidos, Macri no tiene previsto mantener reuniones bilaterales con Trump , ni con ningún inversor o banquero de Wall Street que haya apostado por la economía argentina en su momento. De hecho, para ocuparse de los temas en materia financiera o económica estará el ministro de Hacienda, Hernán Lacunza y el presidente del Banco Central, Guido Sandleris, quienes ya se encuentran en Manhattan.

Sin embargo, además de su participación en la Asamblea de la ONU, Macri mantendrá una reunión con Michelle Bachelet, Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, con quien discutirá sobre la crisis de Venezuela, un tema que acortó la brecha que existía entre los dos políticos, de importantes diferencia ideológicas. De hecho, Macri fue uno de los mandatario que respaldó públicamente el dossier publicado por Bachelet, en donde denunció las violaciones sistemáticas a los derechos humanos del gobierno de Nicolás Maduro.

El Presidente no viajará solo, sino que lo acompañará el canciller Jorge Faurie, Fulvio Pompeo, Ivan Pavlovsky, Lacunza y Sandleris. La primera reunión de Macri al aterrizar en Estados Unidos será con su ministro de Hacienda y Sandleris para ultimar detalles. Por otro lado, la primera dama, Juliana Awada, no formará parte de la comitiva a Nueva York sino que emprenderá viaja hacia Madrid, España, en donde participará de un festival artístico en el Teatro Real.

En horas de la tarde, Lacunza y Sandleris se encontrarán con el director del Fondo Monetario Internacional (FMI), David Lipton, quien reemplazó a Christine Lagarde, y con Alejandro Werner, el encargado del Departamento del Hemisferio Occidental del ente financiero. Se estima que será una reunión corta, con un marcado tinte político. Allí, los funcionarios argentinos destacarán que Argentina cumplió con las metas pautadas, por lo que no habría razones para no realizarse el próximo desembolso.

A pesar de sus argumentos, se estima que tanto Lipton como Werner escucharán las palabras de Lacunza y Sandleris pero no harán nada por acelerar el desembolso de los USD 5.400 millones que debían ser entregados la semana pasada como parte del préstamo stand by. De hecho, trascendió que el FMI buscaría un acuerdo político entre Macri y Alberto Fernández a cambio de que se cumpla con el desembolso.

Mientras esto transcurre, Macri dará un discurso de 15 minutos frente a los integrantes de la ONU, en donde defenderá su política exterior, a semanas de las elecciones generales. Por último, el 24 de septiembre a la noche, el Presidente se subirá al vuelo Nueva York-Buenos Aires y retomará su agenda oficial. Entre sus actividades más importantes de la semana destaca su primer acto de campaña en las Barrancas de Belgrano.

Compartir en: