¿Para qué servirá la Ley de Góndolas?

Eva Verde, la responsable de la Misión de Economía Popular, lo explicó ante El Intransigente. Habría "reglas de comercialización justas".
<a href="https://elintransigente.com/politica/2020/01/27/para-que-servira-la-ley-de-gondolas/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2020-01-27T11:56:59-03:00">enero 27, 2020</time><time class="updated" datetime="2020-01-27T11:57:01-03:00">enero 27, 2020</time></a>

Eva Verde, la responsable de la Misión de Economía Popular, habló en exclusiva con El Intransigente y precisó los objetivos de la Ley de Góndolas. “Daría la posibilidad a que los pequeños y medianos productores puedan acceder a un espacio de venta y que los supermercados no sean abusivos”, explicó y enfatizó que así, se generarían “reglas de comercialización justas”.

Tras haber recibido la media sanción por la Cámara de Diputados en el mes de noviembre, solo resta que los senadores den su aval y de esta manera, la Ley de Góndolas comenzará a regir en Argentina. Si bien no fue confirmado desde el Gobierno, varios dirigentes y el propio Alberto Fernández deslizaron la posibilidad de que el recinto alto la trate en las inminentes sesiones extraordinarias.

“Daría la posibilidad a que los pequeños y medianos productores, los de la agricultura familiar y los de la economía popular puedan acceder a tener un espacio de venta y que los intermediarios, que serían los supermercados, no sean abusivos”, informó Verde y señaló que “los precios, seguramente, sean más económicos que los de las primeras marcas”.

En esta búsqueda de generar “reglas de comercialización justas”, una de las principales cuestiones pasa por “crear espacios de comercialización para que la producción sea mayor, para poder fraccionar y generar más puestos de trabajo”. Asimismo, resaltó que habrá que analizar que “el que intermedia”, no aproveche “esa condición para ponerle un precio de venta caro”.

Por último, sobre la dificultad que tiene aquellos productos de la economía popular para alcanzar estar presentes en las grandes cadenas, comentó: “La política del supermercadismo es generar relación y darles espacio a las grandes empresas porque están dentro del mismo sistema económico. Las condiciones que le imponen a los pequeños productores siempre son desfavorables en cuanto a los plazos de pago, los términos y la cantidad que tiene que abastecer”.