Eduardo de Pedro: "Esta etapa de la cuarentena requiere de mucha responsabilidad"

El funcionario destacó el trabajo que se lleva adelante desde el poder Ejecutivo y las intendencias.

En la jornada del lunes, el ministro del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, estuvo junto con el intendente de Hurlingham, Juan Zabaleta, recorriendo el Hospital Modular, “Papa Francisco”. El funcionario del Frente de Todos opinó sobre la nueva fase de la cuarentena que se inició en esta semana. El gobierno que lidera Alberto Fernández puso en marcha una nueva etapa y se comenzaron a flexibilizar muchas actividades económicas y comerciales. En medio de la pandemia de coronavirus, el oficialismo intenta contener el impacto negativo del patógeno.

En primer lugar, De Pedro explicó: “Esta etapa de la cuarentena requiere de mucha responsabilidad individual y colectiva. Entonces, apelamos a esa responsabilidad social para no tener que volver a etapas donde quizás fueron más costosas, donde el aislamiento social preventivo y obligatorio fue más rígido”. El Gobierno apela a la responsabilidad social de cada uno de los ciudadanos en la lucha contra el COVID-19. Hasta el momento, Argentina contabiliza 6265 infectados y 314 muertos.

Por otro lado, el funcionario remarcó: “Las excepciones nuevas tienen que ver con el sistema productivo, con permisos para que los trabajadores puedan comenzar a producir”. Luego agregó el funcionario oficialista: “Hay algunas ciudades que definieron que los comercios puedan funcionar, pero todas las actividades se tienen que hacer con un nivel de responsabilidad, con las medidas de prevención y el distanciamiento social”.

El trabajo de los intendentes

A su vez, también remarcó la importancia de trabajar junto a los intendentes y referentes territoriales. Al respecto explicó: “Hay una coordinación permanente con los gobernadores e intendentes para que todas las provincias y municipios cuenten con insumos, respiradores e infraestructura”. Desde su lugar, Juan Zabaleta destacó el “acompañamiento y el trabajo del ministro “Wado” de Pedro”. Desde su perspectiva, todo esto “permitió, entre otras cosas, no solamente salvar muchas vidas y contagios, sino también preparar el sistema de salud”.  

“Estas construcciones tienen por objetivo generar más capacidad en el sistema y contar con más terapias intensivas que, se sabe, es lo que está faltando en todo el mundo”, explicó el ministro de Interior. En este caso en particular, el Hospital Modular de Hurlingham, está provisto de 52 camas de internación crítica con oxígeno. También posee 24 camas de terapia intensiva con respirados para poder dar respuesta frente a un posible pico.

Compartir en: