Ley Justina: ¿qué cambió en la donación de órganos?

Ezequiel Lo Cane aseguró que, con la iniciativa aprobada en 2018, se facilitaron los transplantes.

Ezequiel Lo Cane, padre de Justina, dialogó con “La Noche de Mirtha” sobre el día nacional de la donación de órganos. Su hija, de 9 años, falleció en el año 2017, y tras su deceso se aprobó la “Ley de Justina“, que “simplifica lo relacionado con la donación”. La niña estuvo internada por varios meses en la Fundación Favaloro, ya que esperaba un transplante de corazón. ¿De qué se trata la iniciativa que se impulsó en 2018?

“Tener un hijo es una sensación maravillosa”, reconoció Ezequiel Lo Cane en diálogo con Juana Viale en Canal 13. “Justina (su hija) falleció en 2017, y la ley salió nueve meses después”, relató el joven. “Sabíamos que iba a tener el nombre de ella, porque Juan Carlos Marino (senador nacional) nos puso esa condición”, continuó Ezequiel Lo Cane. “Mi sensación ese día que se aprobó fue la sensación de verla nacer a Justina“, consideró.

En relación a la iniciativa, Lo Cane aseguró que se cambiaron “dos cosas”. “La primera fue simplificar la donación, todos somos donantes salvo que digamos lo contrario”, detalló. “Y se resuelven muchas cosas de procesos y equipos, resumiendo”, agregó Ezequiel Lo Cane en diálogo con Viale. “Si no está eso, el transplante se hace menos”, apuntó. “Por el aislamiento social se redujeron los transplantes“, aseguró.

En este sentido, manifestó que todos los procedimientos se acortaron por el Covid-19. “Los tiempos con la legislación se acortaron, y se incrementaron por el coronavirus”, reconoció. “Te estoy hablando de horas”, señaló. En este punto resaltó uno de los desarrollos del Conicet, para testear a los pacientes con Covid-19. “Para los transplantes sirven los testeos rápidos”, indicó Lo Cane en diálogo con “La Noche de Mirtha”.

Finalmente, se refirió a la “Casa Justina”. “Ésta estará en siete provincias asistiendo: Santa Fe, Córdoba, Mendoza, Tucumán, Salta, Capital Federal y Gran Buenos Aires”, detalló. La “Casa Justina” se trata de un espacio de contención para personas trasplantadas. “Hay centros de día o casas de día en los que la gente puede quedarse si tiene que viajar mucho”, apuntó el papá de Justina Lo Cane.

Compartir en: