Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Aníbal Fernández

POLÍTICA

Aníbal Fernández y el narcotráfico: las denuncias cruzadas que salpican al ministro

El ministro cruzó con Maximiliano Pullaro, exencargado de Seguridad de Santa Fe y lo vinculó con el narco de Rosario.





banner

Las intoxicaciones por cocaína adulterada en Buenos Aires y los hechos en Rosario que podrían guardar relación, dispararon cruces entre el ex ministro de Seguridad santafesino, Maximiliano Pullaro y Aníbal Fernández. El tema de la cocaína envenenada fue el puntapié de las críticas de Pullaro a Fernández que le volvieron como un boomerang. El diputado provincial dijo que el ministro “no sabe lo que es combatir el narcotráfico”.

“Qué pedazo de rufián”, comenzó Fernández un largo hilo de tuits en respuesta a declaraciones que hizo Pullaro durante una entrevista con el periodista Nelson Castro en radio Rivadavia. Luego, compartió una foto de Pullaro con el ex comisario Alejandro Druetta, sobre quien Fernández señaló que el radical había usado cual “vedet de la lucha contra el narcotráfico en el sur de la provincia de Santa Fe, durante toda su gestión ministerial”.

Aníbal vinculó directamente al exministro de Seguridad de Santa Fe con el mercado de la droga de esa provincia. «El año pasado, el comisario Druetta fue condenado por proteger bandas narco en Santa Fe, en juicio oral que se llevó a cabo en tribunales de Rosario, donde se comprobó la vinculación del comisario Alejandro Druetta con los narcos y está cumpliendo condena de prisión”, recordó.

Y continuó: “Lo más interesante es que Maximiliano Pullaro lo designó al frente de la división narcotráfico sur de la provincia de Santa Fe, después que Druetta fuera denunciado por el fiscal provincial Lagos, por sus vinculaciones con el narcotráfico en el año 2012”. “Druetta fue uno de los grandes recaudadores. ¿Se entiende, no? Esta foto es un dolor de huevos para Maximiliano Pullaro”, chicaneó.

El narcotráfico y Aníbal Fernández

El ministro de Seguridad, estuvo varias veces vinculado al narcotráfico en el país. Fue llamado «La Morsa», al ser vinculado con el tráfico de efedrina, una apodo que todavía carga y rememoran algunos argentinos. Tiene que ver con la causa del triple crimen en General Rodríguez, en la cual se lo mencionaba como «autor intelectual». En realidad, se hablaba de un tal «Morsa» pero la justicia no logró unir los puntos y no probó que Aníbal Fernández lo sea efectivamente.

Los escándalos por el narcotráfico siempre lo rozaron desde cerca en el momento que se dio a conocer que podría ser «La Morsa». Lo cierto es que se pueden tomar los parámetros del narcotráfico en la Argentina y evaluar como creció mientras el estuvo en el gobierno.

Mientras fue Jefe de Gabinete, la primera vez, en 2011 dijo una frase que quedó en la memoria de todos. «Argentina es un país de tránsito», mencionaba Aníbal en aquel momento. En el país se estaba consolidando el narcotráfico y más que nada en Rosario, cuando crecía la banda de Los Monos. «Guille» Cantero y los suyos se comienzan a instalar en Santa Fe y controlar el mercado de drogas más grande del país.

También, fue por esos años que lo denunciaron por querer quedarse con la Sedronar. El exnúmero dos del organismo que combate las drogas, Gabriel Yusef Abboud, denunció que, mientras Aníbal era Ministro de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos, creó una Sedronar paralela. Además, fue por esos años en que el negocio de la efedrina (el de la causa de «La Morsa») creció. Ingresaron entre 300 y 500 millones de dólares de la droga.