Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Sputnik Light

MUNDO

Brasil: fabricarán la vacuna rusa Sputnik Light y se exportará en toda la región

«La capacidad de producción potencial será de hasta 5 millones de dosis de vacunas al mes», expresaron desde el RDIF.

<

Una empresa farmacéutica de Brasil, Uniao Química, anunció este jueves que una transferencia de tecnología le permitiría fabricar la vacuna contra el coronavirus Sputnik Light para exportarla a los países latinoamericanos, en una asociación promovida por el presidente de Rusia, Vladimir Putin.

El inmunizante, la monodosis de la Sputnik V, presentada el año pasado, se usa como refuerzo en México y Nicaragua y ha sido aprobada para su uso en Argentina, según el Fondo de Inversión Directa de Rusia (RDIF). La empresa privada explicó que ha producido millones de dosis de Sputnik V para su venta en otros países, ya que la vacuna no está aprobada para su uso en Brasil.

«Ya tenemos Sputnik Light y estamos listos para producirla comercialmente» dijo Miguel Giudicissi, director científico de Uniao Quimica, en una entrevista con Reuters. Durante una visita del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, a Putin manifestó el miércoles que la cooperación farmacéutica ruso-brasileña había «ganado impulso» recientemente con la producción local de la vacuna Sputnik V.

RDIF, el fondo soberano que comercializa la vacuna desarrollada por el Instituto Gamaleya de Moscú, dijo que la transferencia de la tecnología de Sputnik Light a Uniao Química en Brasil está en marcha. «La capacidad de producción potencial será de hasta 5 millones de dosis de vacunas al mes», expresó un portavoz de RDIF, replicó Reuters.

Giudicissi explicó que su producción es fijada por RDIF en función de la demanda del mercado. Sostuvo que Sputnik Light se fabricó utilizando los mismos biorreactores de un solo uso fabricados por General Electric que Uniao Química usa para producir las vacunas Sputnik V, que ha suministrado a Argentina y Bolivia. «El mercado de las vacunas está ahí y todo lo que se produce se puede vender porque la demanda es grande», dijo Giudicissi.