Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Alberto Fernández

POLÍTICA

Elecciones presidenciales: ¿cómo está la imagen de Alberto Fernández según las encuestas?

Pensando en las próximas elecciones, hubo variaciones en la consideración del presidente.

<


Cada vez falta menos para la elecciones presidenciales del 2023 y los primeros candidatos comienzan a preparar sus campañas. Sin embargo, en el Gobierno nacional aún no dan ningún nombre de peso pero se estima que Alberto Fernández irá por la reelección, ya sea al lado de Cristina Fernández de Kirchner o no. A pesar de esto, la imagen del mandatario a más de un año de las votaciones cayó.

«Hay un 65% del electorado que está muy enojado con el Gobierno«, advirtió Jorge Giacobbe en LN+ respecto a las últimas encuestas realizadas. Más allá de esto, explicó que el Frente de Todos se está perfilando bien para las elecciones presidenciales aunque estos datos que le juegan en contra favorecerán a la fuerza que les siga por el famoso «voto bronca«.

«Se van a enojar con Alberto y Cristina y van a votar al otro lado como hicieron con Mauricio Macri«, adelantó el comunicador. A su vez, explicó que quien maneja las riendas del oficialismo es Cristina Fernández de Kirchner puesto que hay un 9% que no quiere a Alberto Fernández y son kirchneristas aunque la gran mayoría del padrón la prefiere a ella y que por eso salieron victoriosos en 2019.

En este marco, el rol de la vicepresidente es crucial porque «la encuesta muestra el Gobierno en crisis, demolido, pero Cristina Kirchner conserva el 30% del padrón«, lo que podría ser determinante. Sin embargo, aún faltan casi 18 meses para llevar adelante las votaciones y todo puede cambiar aunque las bases de Juntos por el Cambio y del Frente de Todos indican que será una votación muy pareja, e incluso con chances de ir a segunda vuelta.

Por último, Giacobbe señaló que «hay una destrucción del 48% que obtuvieron las pasadas elecciones» pero que así y todo aún tienen chances de poder lograr una reelección. Al final de cuentas, la imagen del presidente cayó mientras que la de Cristina Fernández de Kirchner se mantuvo o perdió en menos proporción, por lo que ella es quien lidera en la carrera.