Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Estados Unidos

MUNDO

La decisión de Medio Oriente que podría dejar a Estados Unidos sin petróleo

Estados Unidos está en una encrucijada por conseguir petróleo.

<

El Presidente estadounidense, Joe Biden, anunció que dejará de comprarle petróleo a Rusia. La intención del mandatario es «castigar» a Vladimir Putin por su invasión a Ucrania. En ese contexto deberá manejarse la Casa Blanca. Tras la decisión empezaron a buscar nuevos proveedores. La mala noticia para Biden es que, quienes poseen el preciado líquido, son países que no se llevan bien con Estados Unidos.

El último fin de semana, desde Washington reconocieron que altos funcionarios viajaron a Caracas. El objetivo de la delegación fue juntarse con Nicolás Maduro. Entre los temas principales estuvo el petróleo. Le pidieron al Jefe de Estado de Venezuela que provea de barriles a Estados Unidos. Esto sucedió en medio de una relación que siempre fue muy tirante entre ambas naciones.

Norteamérica cortó relaciones con el país caribeño en la gestión de Donald Trump, en 2019. El expresidente estadounidense reconoció a Guaidó como el legítimo mandatario venezolano. Eso parece haber quedado en el olvido. La necesidad está puesta en el petróleo. Además de América Latina, la administraciones de Biden intentó conectar con los altos mandos de Arabia Saudita y Emiratos Árabes Unidos. Según The Guardián, no quisieron atender la llamada de la Casa Blanca.

Las relaciones con los países de medio oriente han ido es decadencia. Esto aumentó en la carrera electoral de Joe BidenHabía grandes esperanzas de una conversación pero no sucedió”, comentó un allegado al Presidente norteamericano. La idea desde Washington era contactar al príncipe saudí, Mohammed. No esperaban el desplante del líder.

Lo que sucede es que Estados Unidos ha intervenido en la región y muchas de las veces contra los saudíes. No apoyaron la intervención de Arabia Saudita en la guerra civil de Yemen. Además, Biden, en su campaña electoral, prometió declararlo Estado «paria». En esa afirmación sostuvo que hay “muy poco valor redentor social en el actual gobierno de Arabia Saudita”.

Hoy estamos pasando por una prueba de estrés, pero confío en que saldremos adelante y llegaremos a un lugar mejor”, expresó el embajador de Emiratos Árabes Unidos en Washington. Las dos naciones de Asia son las soluciones de Biden para suplantar el petróleo que le proveía Rusia. Al momento los líderes del Golfo no se mostraron interesados en dialogar con el demócrata. Pese a eso se espera llegar a un acuerdo.