Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Riesgo País

ECONOMÍA

Más problemas: el Riesgo País volvió a subir y está cerca de su máximo histórico

Los números no acompañan el optimismo del ministro de Economía. Por ahora, el Riesgo País toca las nubes.

El Riesgo País aumentó a 1.991 y está cada vez más cerca del número que se registró (2.147 puntos) en septiembre del 2020, cuando el dólar se disparaba de manera abrupta. En otras palabras, la probabilidad de default a cuatro años es del 90%. Por otro lado, los bonos emitidos por el Estado en dólares rinden 31% a 10 años, lo que significa una gran chance de cese de pago a futuro. Martín Guzmán sigue en problemas.

Los números de hoy marcan definitivamente una situación de desequilibrio del mercado financiero argentino a corto, mediano y largo plazo. Julián Yosovitch, periodista con maestría en Finanzas, manifestó en su cuenta de Twitter que los bonos argentinos cayeron un 42% desde la reestructuración de la deuda privada que hizo el ministro de economía, Martín Guzmán, en 2020.

Esta abrupta caída de los bonos (hoy del 3%) significa que el mercado considera que la Argentina puede ingresar en un default. De hecho, los bonos valen un 35% más baratos comparados con septiembre del 2020. Por lo tanto, hay muchos agentes financieros (compradores) que se están deshaciendo de ellos para invertir en instrumentos más seguros.

«El Riesgo País en 2000 puntos. Sube 84% desde el canje; Argentina rinde 31% a 10 años (en dólares)», explicó Yosovitch en un tuit. Sin embargo, destacó que el dólar libre muestra una baja del 12,3% desde su máximo histórico en septiembre del 2020. Por lo tanto, el precio del dólar se mantiene a niveles similares a los de diciembre pasado.

El Gobierno no piensa realizar reformas estructurales en el sistema previsional, laboral o en el gasto social. Esto significa que la carga impositiva no bajará en ningún rubro y que se tomará más deuda o emisión monetaria para cubrir el déficit fiscal, una receta que generará más inflación. Además, el acuerdo todavía no se votó en el Congreso y el 21 de marzo vencen casi 3000 millones de dólares.