Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Carlos Kambourian

SOCIEDAD

«No hay razón para obligarte a usar barbijo»: el extitular del Hospital Garrahan desmintió a COFESA

Carlos Kambourian dio su versión sobre el uso obligatorio u optativo del barbijo. Se trata de un punto de vista totalmente antagónico al de algunos ministros de Salud.

<

En su cuenta de Twitter, el extitular del Hospital Garrahan, Carlos Kambourian, dio su opinión sobre el uso del barbijo y llama la atención que va en el sentido contrario que las indicaciones del Consejo Federal de Salud (COFESA). Es que el profesional dijo «no existe justificativo sanitario para la utilización del barbijo para prevenir influenza. No hay razón para obligarte a usarlo».

El COFESA es un organismo que reúne a todos los ministros de Salud a lo largo del país. En ese sentido, desde ese sector se reforzó la idea de seguir utilizando el barbijo para prevenir, no sólo el virus del Covid-19, sino también otros de índole respiratoria como la influenza y la gripe A. Sobre todo, porque algunas provincias ya habían detectado algunos casos.

No obstante, el expresidente del Hospital Garrahan dio una versión totalmente distinta a la proporcionada por los funcionarios de Salud. En ese sentido, destacó «no existe justificativo sanitario para la utilización del barbijo para prevenir influenza. No hay razón para obligarte a usarlo. El barbijo como herramienta de poder sanitario es otro intento por distraer tu atención. No lo uses».

Por su parte, ya en las diferentes jurisdicciones hay decisiones enfrentadas. Es por eso que con respecto al uso del barbijo dentro del aula, el ministro de Educación, Jaime Perczyk, le dio la libertad a cada una de ellas de tomar la decisión que creyeran conveniente. En ese sentido, hay algunos lugares que ya le quitaron el carácter obligatorio al tapaboca en las escuelas.

Ciudad de Buenos Aires

Uno de los distritos que decidió terminar con el uso del barbijo obligatorio en las aulas fue la Ciudad de Buenos Aires. Desde allí, la ministra de Educación, Soledad Acuña, ya había manifestado su opinión en contra de esa manera de utilizarlo. Es que la funcionaria determinó que el tapaboca interfería con el aprendizaje en los niños.

Es por eso que desde la administración de Horacio Rodríguez Larreta ya se había determinado el uso optativo del barbijo para los alumnos de nivel inicial y primaria, sin embargo, ahora se aplicará también en el secundario. Esta decisión surgió luego de los reclamos de «Padres Organizados», quienes mostraron evidencias sobre cómo el barbijo dificultaba el aprendizaje.

Mendoza

La primera provincia en apuntarse a esta movida fue Mendoza. Allí, desde la Dirección General de Escuelas se decretó que a partir del 14 de marzo pasado, los alumnos de nivel inicial y primario pudieran optar por utilizar o no el tapaboca en las aulas. No obstante, quienes deberán cumplir con el uso obligatorio del barbijo es el personal docente.

La Plata

Otro distrito que aprovechó la jugada y se sumó a la lista del uso optativo del barbijo fue La Plata. Sin embargo, en este caso la medida tuvo un mayor alcance. Es que desde la ciudad se determinó que la no obligatoriedad del uso del tapaboca llegara hasta otros ámbitos, tales como el transporte público, los comercios y las oficinas. Esta decisión no contó con el aval de la Provincia de Buenos Aires.

Tierra del Fuego

El gobernador Gustavo Melella, en conjunto con el Ministerio de Salud local, aprovechó la libertad que les dio el titular de Educación a nivel nacional y también se sumaron al uso optativo del barbijo. De esta manera, se convirtió en el cuarto distrito en terminar con la obligatoriedad del tapabocas, por lo menos, dentro de las aulas.

Las jurisdicciones que dijeron no

Entre los distritos que decidieron mantener las restricciones y, por ende, con el uso obligatorio del barbijo aparecen Provincia de Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe. En los tres distritos coincidieron en que la modificación se analizará una vez terminado el invierno, dado a que empezaron a aparecer algunos casos de virus respiratorios, como la influenza o la gripe A.