Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
ONU

MUNDO

Estados Unidos quiere sacar a Rusia del Consejo de Derechos Humanos de la ONU

«La participación de Rusia en el Consejo de Derechos Humanos es una farsa», expresó la embajador estadounidense ante la ONU, Linda Thomas-Greenfield.

Estados Unidos pedirá a la Asamblea General de la las Naciones Unidas (ONU) que suspenda a Rusia del Consejo de Derechos Humanos, manifestó este lunes el embajador estadounidense ante el organismo, Linda Thomas-Greenfield, después de que Ucrania acusara a las tropas rusas de matar a decenas de civiles en la localidad de Bucha.

Una mayoría de dos tercios de los votos de la asamblea de 193 miembros en Nueva York, puede suspender a un estado del consejo por cometer persistentemente violaciones flagrantes y sistemáticas de los derechos humanos. Hablando en Bucarest este lunes, Thomas-Greenfield dijo: «La participación de Rusia en el Consejo de Derechos Humanos es una farsa».

«Y está mal, por eso creemos que es hora de que la Asamblea General de la ONU vote para eliminarlos», agregó la diplomática a Reuters. Explicó además que su objetivo era someter a votación en la Asamblea General esta semana la decisión de suspender a Rusia.

Desde que comenzó la invasión de Ucrania, la Asamblea ha adoptado dos resoluciones denunciando a Rusia con al menos 140 votos a favor. Moscú dice que está llevando a cabo una «operación militar especial» para destruir la infraestructura militar en Kiev, informó Reuters.

«Mi mensaje para los 140 países que valientemente se han mantenido unidos es: las imágenes de Bucha y la devastación en toda Ucrania nos obligan a unir nuestras palabras con la acción», expresó durante su visita a Rumania, donde visitó los refugios para los ucranianos que escapan de la guerra.

Rusia está en su segundo año de un mandato de tres años en el consejo de 47 miembros con sede en Ginebra. La misión de Moscú ante las Naciones Unidas en Nueva York no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios. El consejo no puede tomar decisiones legalmente vinculantes, pero sus decisiones envían importantes mensajes políticos y puede autorizar investigaciones.