Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Ricardo Alfonsín
Foto: NA

POLÍTICA

«Hay que salirse del PRO»: Ricardo Alfonsín pidió romper con Juntos por el Cambio

Ricardo Alfonsín analizó el presente de la Unión Cívica Radical y pidió romper con Juntos por el Cambio.

<


En Juntos por el Cambio hay una fuerte interna porque muchos de sus líderes ya están pensando en el 2023. Además de luchas por quién llegará a luchar por la presidencia, hay desconfianza. Hay mucha incertidumbre sobre qué hará Mauricio Macri y si la Coalición Cívica pondrá un candidato. Respecto a la UCR, desde España, opinó Ricardo Alfonsín.

La Unión Cívica Radical siempre ha sido una fuerza que tuvo chispazos con el PRO. Pese a eso siguió conformando el frente de Juntos por el Cambio. Al mismo tiempo las disidencias se siguen exponiendo, principalmente desde el lado del líder radical, Gerardo Morales. Esta vez fue el turno del hijo del ex Presidente y actualmente embajador de España y Andorra.

Ricardo Alfonsín es un gran referente del radicalismo, no sólo por lo que hizo Raúl, sino porque ha defendido férreamente al histórico partido. Ante lo que representa para la UCR, se animó a opinar sobre la coalición que conforma con el PRO: «Cambiemos, Juntos por el Cambio, no sé cómo se llama… Es un frente contra natura, en la medida en que reúne fuerzas que piensan distinto», comentó.

«El radicalismo solo nominalmente está en Cambiemos. Desde el punto de vista ideológico, no es el radicalismo el que está en Cambiemos. Se llama radicalismo, pero representa otra cosa distinta de la que históricamente representamos nosotros», añadió el diplomático en el país mediterráneo. Además aseguró que «es muy difícil que subsista el acuerdo» en la alianza.

«Creo que el partido tiene que salirse del PRO. Es muy difícil hacer radicalismo en serio, no nos engañemos. Es imposible hacer radicalismo en Cambiemos, porque se rompe Cambiemos«, subrayó el hijo de Raúl Alfonsín, según NA. De todos modos sostuvo que es importante mantener el diálogo y no polarizar. El embajador en España indicó que «es preocupante» el odio político.