Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Kirchnerismo

POLÍTICA

La Justicia condenó a Julio de Vido y Ricardo Jaime por delitos de corrupción durante el kirchnerismo

En febrero de este año, los exfuncionarios K habían buscado zafar de las causas, pero el fallo terminó jugándoles en contra.

<


La Justicia condenó este viernes a los exfuncionarios Julio de Vido y Ricardo Jaime por delitos de corrupción durante el kirchnerismo. Es en el marco de la causa por enriquecimiento ilícito, iniciada hace 14 años, y de la cual tanto el exministro de Planificación como el exsecretario de Transporte casi zafan, tras un pedido de nulidad por parte de sus defensas en febrero último. No obstante, el Tribunal Oral Federal Nº 6 (TOF 6) terminó fallando en contra de ambos.

“El TOF 6 acaba de condenar a Ricardo Jaime a la pena de ocho años de prisión por considerarlo coautor del delito de enriquecimiento ilícito y además de defraudación”, dio a conocer la periodista Lourdes Marchese en + Info a la tarde (La Nación +). En este sentido, añadió que a De Vido el Tribunal lo condenó “a cuatro años de prisión por defraudación”.

Además de los años que deberán cumplir en prisión, a De Vido lo inhabilitaron de manera perpetua para ejercer cargos públicos por la “defraudación por administración fraudulenta en perjuicio de la administración pública” por la compra de trenes (los famosos «trenes chatarra») a España y Portugal. En tanto, Jaime, deberá pagar una multa de casi $15 millones por enriquecimiento ilícito.

El TOF 6 que tomó la decisión contra los exfuncionarios K está integrado por los jueces Julio Panelo, Fernando Canero y Ricardo Basílico. Al mismo tiempo, “otros de los condenados también fue Manuel Vázquez, aquel de los e-mails, que tenía la consultora”, remarcó la citada Marchese. Este último fue condenado a cinco años y ocho meses de prisión y multa de $10.986.664,23 por ser partícipe del enriquecimiento ilícito de Jaime.

Otras confiscaciones y condenas a familiares

El fallo además dispuso decomisar 10 bienes (propiedades y rodados, además de dinero en efectivo) atribuidos a Jaime , pero rechazó una medida similar con otros tres: un lote en el Country Camino Real, del partido de San Isidro; un inmueble en Jureré y otro en Porto Alegre, ambos en Brasil, según consignó NA.

En el juicio también fueron condenadas una hija de Jaime, Julieta, a dos años y cuatro meses más una multa de $250.000; su ex esposa, Silvia Reyss, a tres años y multa de un millón de pesos, y a su ex consuegra, Graciela Vigna. Otros imputados fueron condenados todos a penas de prisión en suspenso.

Condenado y sobreseído a la vez

Por último, cabe remarcar que Jaime, además de recibir la condena, fue sobreseído en dos procesos judiciales. El primero de ellos es “el de peculado, que tenía que ver con autos, en el cual Claudio Uberti, otro exfuncionario, termina siendo sobreseído por prescripción del delito; y en el de Belgrano Cargas, donde el Tribunal también dio lugar a la prescripción del delito”, completó la periodista de La Nación +.

El rol clave de la fiscal Baigún

Luego de conocerse que el juez del TOF 6, José Martínez Sobrino, iba a renunciar por haber cumplido 75 años, la fiscal Gabriela Baigún fue clave para que el proceso siga su curso. Además de rechazar los pedidos de las defensas de anular el juicio, pidió la pena de ocho años de prisión para Jaime y cuatro años para De Vido y además una multa de $16 millones para este último.

La fiscal sostuvo además que la operación terminó siendo perjudicial para el erario (puesto que los trenes eran considerados «chatarra») y la intención de repararlos en talleres ferroviarios locales nunca se concretó. En este sentido, estableció que Jaime cobró un soborno del orden del millón de dólares a través de una consultora del mencionado Vázquez, considerado su testaferro.

Según Baigún, los funcionarios aprovecharon la política de reactivación ferroviaria impulsada por el gobierno de Kirchner para celebrar la operación de compra de coches a España y Portugal, en condiciones desventajosas para la Argentina, pero ventajosas para ellos. Al respecto, De Vido se manifestó el último lunes en la última audiencia previo al fallo y sostuvo que la operación fue 2de buena fe, de país a país”.

¿Randazzo está metido?

Pero esa iniciativa se tronchó por un cambio de decisión política, que se precipitó después de la Tragedia de Once, cuando el actual diputado nacional Florencio Randazzo –en ese entonces ministro del Interior– asumió también el área de transporte y contó con un presupuesto 12 veces mayor al de los ejercicios anteriores, según apeló De Vido, acorde a lo recopilado por NA.

El exministro De Vido explicó que bajo la órbita de Randazzo, la política en materia ferroviaria se orientó a “abandonar la rehabilitación de talleres y a continuar otra línea de trabajo que ya venía desarrollando el Ministerio de Planificación, que era la de importar material rodante nuevo proveniente de China”. “Randazzo podía concretarlo porque se le asignó 12 veces más presupuesto”, insistió.