Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Ucrania

POLÍTICA

Ucrania apuntó contra un diplomático argentino por reunirse con un delegado ruso

El pueblo de Ucrania sufre el mayor exilio desde la Segunda Guerra Mundial a raíz de la invasión rusa sobre el territorio.

<


El embajador de Ucrania ante la ONU, Sergiy Kyslytsla, apuntó contra el diplomático argentino Federico Villegas por reunirse con un delegado ruso y con representantes de Cuba, Venezuela, Pakistán, Bielorrusia, China y Sudáfrica. Su crítica contra el presidente del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas va hacia su encuentro con naciones que han vulnerado derechos humanos durante años. 

“Ahora más que nunca necesitamos aumentar el entendimiento mutuo y la cooperación, independientemente de nuestras diferencias. Gracias Embajadores de Rusia, Cuba, Venezuela, Pakistán, Bielorrusia, China y Sudáfrica por una gran discusión sobre cómo preservar la diplomacia multilateral en el @UN_HRC”, twitteó el diplomático. Junto con el posteo, adjuntó una foto con los representantes.

La respuesta de Kyslytsla no tardó en llegar. “Cómo el presidente del Consejo de Derechos Humanos estaba “salvando el multilateralismo” o como comentó uno ¡Mamá mía! ¡Qué junta! Es imposible imaginar un tuit más bochornoso que pudiera haber anulado la respetabilidad y la imparcialidad de uno con mayor eficacia”, repudió. 

De esta manera, las tensiones diplomáticas con Argentina podrían abrirse de nuevo, dada la nacionalidad del titular del Consejo. El país, si bien ha hecho mención algunas veces sobre el conflicto bélico, no condenó firmemente la invasión de Vladimir Putin al territorio de Ucrania. De hecho, sus principales autoridades, como Axel Kicillof, nunca hablaron de una invasión, sino de una “guerra”.

¿Por qué Ucrania condena la reunión con estos países?

A esto se le suma la vulneración de derechos humanos que casi todos estos países ejercen contra poblaciones de su nación o de otras. El caso de Rusia y Bielorrusia (país que apoya la invasión y que permitió la entrada de tropas rusas a Ucrania desde el norte) es uno de los más resonantes en la actualidad. Por el conflicto, ya son 4,7 millones los ucranianos que han tenido que exiliarse, sin contar los millones de desplazados internos.

Por otro lado, las violaciones de derechos humanos en Venezuela han desencadenado una crisis humanitaria grave y repudiada a nivel mundial. Según Amnistía Internacional, en estos años se ha restringido notablemente el acceso a la salud y a los derechos a la alimentación adecuada. Además, la inseguridad jurídica y la violencia institucional han sido contundentes, al no permitir la libre expresión. Por ello, millones de venezolanos han emigrado a otras naciones, entre ellas, Argentina.

Pakistán es uno de los países más represivos en materia de derechos humanos para las mujeres y niñas. Según la Pakistan’s Human Rights Commission, el 90 % de las mujeres sufre violencia machista y más de tres mil mujeres al año son víctimas de asesinatos «por honor». Por las vejaciones que sufren las mujeres en Pakistán, es considerado el tercer país más peligroso del mundo para vivir siendo mujer.

En el caso de China, hay una gran censura a la libertad de expresión y a las protestas contra el Gobierno. Aunque la constitución de 1982 garantiza la libertad de expresión, el gobierno chino frecuentemente utiliza las cláusulas de “subversión del poder estatal” y de “protección de secretos de estado” en su sistema jurídico para encarcelar a aquellos que son críticos con el gobierno. La censura de Internet también es moneda corriente en el país asiático.

Por último, Amnistía Internacional concluyó que Sudáfrica tuvo un retroceso en garantizar los derechos humanos para las mujeres y para manifestantes. Asimismo, se ha denunciado al país por su complicidad en los crímenes de guerra en Yemen, al suministrar armas a Arabia Saudita y los Emiratos Árabes. Los ataques xenófobos también aumentaron durante el último año.