Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Carmen Barbieri
Carmen Barbieri

ESPECTÁCULO

«Mi hijo está vivo»: Carmen Barbieri volvió a la Argentina junto a Fede Bal y se mostró aliviada

La conductora hizo referencia a todo lo que vivió su hijo, después de sufrir un fuerte accidente en Brasil.

<

Un momento realmente duro fue el que vivió Federico Bal en medio de las grabaciones de «Resto del Mundo«, el programa que conduce a través de la pantalla de Canal Trece. Y es que al subirse a un parapente, sufrió un accidente que le provocó múltiples fracturas en su brazo. Finalmente este martes, tanto él como su madre, Carmen Barbieri, regresaron al país.

La rubia brindó un móvil con «Intrusos», el ciclo de Florencia de la V, y mostró su alivio luego de tanta preocupación. «Cuando nació Fede me vino a ver Graciela Pal y me dice ‘ahora nunca más vas a estar tranquila’. Cuando me llamó por teléfono, yo estaba saliendo de Los Ocho Escalones, me estaba subiendo al auto. ‘Mamá, tengo que decirte algo, tengo un accidente, pero no pasa nada’, me dijo. El chofer se asustó por el grito, le pasó el teléfono a mi secretaria porque yo no podía hablar», comenzó asegurando.

«Creí que me iba a desmayar. Después me dijo que no vaya, que estaba bien, ese día salimos a las tres de la mañana. Nos vinimos para Ezeiza y tomamos el vuelo con Sofía (Aldrey). Daniel Scioli que es mi amigo desde que éramos jóvenes, lo quiero mucho, vino de Brasilia. Sofía es muy tranquila. Nunca pensamos lo peor porque nos habló el productor y nos decía toda la verdad de cómo estaba Federico», reveló.

Delante de la cámara, Carmen Barbieri continuó dando detalles. «Nos dijo que había tenido tres o cuatro fracturas, una expuesta… Que lo iban a operar. Las dos nos desmayamos de cansancio, dormimos todo el vuelo. Cuando llegamos nos fuimos directamente al hospital y él también llegó en ese momento a Río de Janeiro», comentó la conductora.

«Pasaron un par de horas hasta que lo pudimos ver. Lo vi con mucho dolor. Salió todo bien. Ahora depende de él y de los médicos que lo van a rehabilitar, el éxito de la operación. Él se bancó todo, estoy contenta… ¡Está vivo! ¡Mi hijo está vivo! Se podría haber matado. Después descubrieron que tiene rota la nariz, el pómulo», reveló Carmen.