Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
tarjetas de crédito

ECONOMÍA

Tarjetas de crédito por las nubes: hoy el costo financiero total oscila entre el 80% y 200%

Los elevados costos hacen que los argentinos decidan pagar bienes y servicios con efectivo o débito.

<

El Banco Central hace 2 semanas aumentó la tasa de interés y esto repercutió positivamente para los inversores de plazos fijos en pesos, pero perjudicó a quienes pagan los resúmenes de las tarjetas de crédito. Hoy el que debe más de 200.000 pesos de deuda debe afrontar un costo financiero total del 200% y si es menor a dicho monto, la tasa ronda entre el 80% y 90%.

«El Banco Central aumentó las tasa de interés del 51% al 53%. Si tu excedente es superior a los 200.000 pesos, entonces el costo financiero total (que incluye gastos de administración, seguros de saldo deudor e IVA) es del 200%. Hay gente que ha perdido una casa por esto», sentenció el cronista Francisco Olivera que presentaba la noticia en La Nación+.

«Si debo menos de 200.000 pesos ¿Cuánto debería pagar el mínimo de la tarjeta?», preguntó Luis Novaresio para ejemplificar el problema y Olivera contestó: «Deberías pagar un 30%, es decir, en ese caso 60.000 pesos». Luego, Novaresio sorprendido retrucó interpelando a los televidentes: «No hay que financiarse con la tarjeta de crédito, porque pagando el mínimo entras en un espiral impagable».

«Si vos pagás todo te quedas sin nada. El CFT es la suma del interés que hoy es del 53%, más los impuestos y el costo del seguro que contrata el banco por si el cliente fallece y no puede pagar la deuda», indicó Olivera mientras pasaban las placas virtuales con los números escalofriantes. Las entidades financieras siguen aplicando costos por fuera de los números de la economía real.

«Si en algún momento el banco decide ejecutar tu deuda vas a responder con todos tus bienes», indicó Novaresio. Luego, Olivera concluyó: «Hay estudios económicos que dicen que psicológicamente cuando a vos te ponen: pague el mínimo, visualmente te suena bajo y en realidad estás pagando mucho más y ni hablar si pagás menos del mínimo».

tarjetas de crédito