Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
precios

SOCIEDAD

«No veo que pare la suba de precios»: queja en los comerciantes por los aumentos de los proveedores

El descalabro económico impacta en la vida cotidiana de los comerciantes que deben remarcar constantemente los precios.

<

Pablo, dueño de un autoservicio de Córdoba, manifestó que todos los productos del rubro de alimentos y bebidas aumentaron entre un 10% y 12% en el último mes y que las últimas dos semanas fueron «terribles» en términos de inflación. Por otro lado, admitió que diariamente sus trabajadores dedican dos horas de la jornada laboral para cambiar los precios de los productos.

«Mi principal preocupación es el enojo de la gente y si les decís un precio, no lo pueden creer. El trabajador ya no da para más. Las últimas dos semanas del mes fueron terribles. Por ejemplo, la última semana de junio y la primera de julio fue terrible y no veo que pare y que nadie haga nada. Hay que hacer algo, porque no da para más», sentenció Pablo en una entrevista para Maximiliano Montenegro en A24.

«Los proveedores me remarcan la mercadería muchísimo y ahora vamos a ver lo que dice el Indec que yo no le creo. Sabemos que ningún producto de autoservicio subió menos del 10% o 12% en junio», arremetió el dueño del local con total indignación por las malas políticas macroeconómicas que está llevando el Gobierno nacional en todo el país.

«Un dato que me dijo Pablo es que los empleados de las 8 horas dedican 2 horas para hacer cambios de precios», expresó la cronista que estaba en el lugar entrevistando al comerciante. Luego, explicó que hay clientes que han reducido su capacidad de compra para adquirir aquellos productos de primera necesidad debido a los aumentos.

«Ese es otro dolor que tenemos. Me duele mucho por la gente y hay que ir al hueso, hay que modificar las leyes laborales que son antiquísimas. Se vende menos y la gente elige poco. Algunos ya no compran el café o el azúcar», concluyó Pablo mientras las cámaras filmaban el interior del negocio que queda en la ciudad de Córdoba.