Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Ucrania

MUNDO

Ucrania: sube el número de muertos en el derrumbe de un edificio en el Dombás

Moscú niega haber atacado a los civiles, pero muchas ciudades, pueblos y aldeas ucranianas han quedado en ruinas.

El número de muertos en el derrumbe de un edificio de departamentos en la ciudad de Chasiv Yar, en la región de Donetsk, ascendió este martes a 35, mientras continúan las labores de rescate cuatro días después que el edificio fuera alcanzado por cohetes desde Rusia, anunciaron los servicios de emergencia de Ucrania.

Se han retirado más de 320 toneladas de escombros y se ha rescatado a 9 personas bajo de las ruinas, informó la dirección regional de servicios de emergencia. Andriy Yermak, jefe de gabinete presidencial, explicó el domingo que el ataque es «otro atentado terrorista» y que, en consecuencia, Moscú debería ser designada como Estado patrocinador del terrorismo.

Rusia, que niega haber atacado deliberadamente a civiles, manifestó el lunes que ha «destruido el punto de despliegue temporal» de una unidad de defensa territorial ucraniana en Chasiv Yar. Moscú niega haber atacado a los civiles, pero muchas ciudades, pueblos y aldeas han quedado en ruinas mientras el mayor conflicto de Europa desde la Segunda Guerra Mundial se acerca a los cinco meses.

Por otro lado, Kiev declaró este martes que había llevado a cabo un exitoso ataque con misiles de largo alcance contra las fuerzas rusas en el sur de Ucrania, territorio que dice estar planeando retomar en una contraofensiva con cientos de miles de tropas. Según Ucrania, el ataque alcanzó un depósito de municiones en la ciudad de Nova Kajovka, en la región de Jersón, y mató a 52 rusos, informó Reuters.

Se produjo después de que Estados Unidos suministrara a Ucrania sistemas de artillería móvil HIMARS que, según Kiev, sus fuerzas están empezando a utilizar con una eficacia cada vez mayor. Un portavoz ruso en Jersón dio una versión diferente. Manifestó que al menos siete personas habían muerto en el ataque ucraniano y que civiles e infraestructuras civiles habían sido alcanzados. Reuters no pudo verificar de forma independiente las versiones del campo de batalla.