Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Cerveza

SOCIEDAD

Día Internacional de la Cerveza: cuáles son sus orígenes y qué 10 beneficios trae

Una tradición que nació en Estados Unidos pero se desplegó en todo el mundo, incluso en Argentina.

<

Este viernes, como cada primer viernes de agosto, se celebra un nuevo Día Internacional de la Cerveza. Se trata de una tradición nacida en 2007 que tiene como origen un pequeño bar de Santa Cruz, en la ciudad de California, Estados Unidos. La cerveza no solo es una bebida rica y refrescante, sino que también tiene beneficios para la salud, siempre que se consuma con moderación.

También denominada ‘birra’ en Argentina, la cerveza es una de las bebidas fermentadas más antiguas de la humanidad. Fueron Jesse Avshalomov, Evan Hamilton, Aaron Araki y Richard Hernández quienes promovieron esta jornada de celebración y esta fecha tiene como propósito reunirse con amigos y festejar para que la popular bebida llegue a todos lados.

Los orígenes de la cerveza

Los primeros indicios de la elaboración de cerveza datan de los sumerios en la Baja Mesopotamia, allá por el año 4.000 antes de Cristo cuando la elaboraban a base de cebada, mientras que posteriormente, en el Imperio Babilónico, la elaboración de la cerveza se fue perfeccionando. La primera receta conocida se encuentra en el Código de Hamurabi, según NA.

El Código de Hamurabi es el conjunto de leyes más antiguo que se conserva, precisamente creado en la antigua Mesopotamia, mientras que los egipcios elaboraban cerveza mezclándola con miel, dátiles y canela y la bebida fue pasando por todas las civilizaciones: griegos, romanos, germánicos. Habiendo perdurado en el tiempo, es importante tener en cuenta los beneficios que trae esta bebida para la salud.

Los beneficios de la bebida

La ‘birra’ es baja en grasa y nutritiva ya que contiene carbohidratos, vitaminas del grupo B y minerales. Asimismo, tiene calcio, potasio, magnesio, vitamina B9 y fósforo, por lo que previene la aparición del colesterol, diabetes y enfermedades renales. Es rica en antioxidantes y vitamina B6, bueno para evitar enfermedades cardiovasculares. Disminuye el riesgo de ataques al corazón.

En las mujeres, la cerveza puede retrasar la aparición de los síntomas de la menopausia, por su contenido en silicio y fitoestrógenos. Además, mejora la salud ósea previniendo la osteoporosis. También mejora el sistema inmunológico, especialmente en las mujeres, al fortalecer la respuesta inmune ante determinados microorganismos.

Para con el organismo femenino, es importante resaltar que la cerveza sin alcohol es beneficiosa para las mujeres embarazadas por su alto contenido en ácido fólico. La cerveza también provee protección frente a enfermedades como el Alzheimer y otras enfermedades cognitivas, por su contenido en silicio. A su vez, prolonga la vida, por sus propiedades antioxidantes, evitando el envejecimiento de las células.

Por otra parte, la ‘birra’ favorece a la recuperación para deportistas en términos de hidratación para que la recuperación sea más rápida. Un vaso de cerveza después de una buena sesión de running tiene muchos beneficios físicos y psicológicos. Por último, y también muy importante, ayuda a mejorar las relaciones sociales, ya que la cerveza se suele consumir en compañía de familiares o parientes, amistades y allegados.