Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Gerardo Morales

POLÍTICA

Gerardo Morales pasó casi un mes de campaña: ¿Quién gobierna Jujuy?

Gerardo Morales dejó la provincia a su suerte y se encaramó en su carrea presidencial.

<


(Por Matilde Serra).- Gerardo Morales está encaramado en una intensa carrera presidencial, aunque lo niegue. En los últimos 40 días, pasó casi un mes fuera de la provincia de Jujuy a la cual debería gobernar. Además, comenzar una campaña con tanto tiempo de anticipación está prohibido por ley. Todos en el norte se preguntan, ¿quién gobierna hoy Jujuy? ¿con qué fondos se está bancando la campaña del presidente de la UCR?

Desde principio de año el mandatario de Jujuy empezó a moverse por el país, con la excusa de que había sido electo titular del radicalismo. Por tanto, era su obligación visitar distintos distritos. El 7 de julio, con la presentación del video “Un Cambio Radical”, comenzó con fuerza la campaña. De hecho, es el video que se usa antes de cada acto que realiza el mandatario de la provincia en las distintas jurisdicciones que visita.

Desde entonces, el mandatario estuvo en Santiago del Estero el 8 de agosto. En esa ocasión, se reunió con Rodríguez Larreta para apoyar a los candidatos de Juntos por el Cambio que competirían en las elecciones municipales de esa provincia. Se llevaron una alegría porque los candidatos de la UCR–PRO, solo ganaron un municipio. Sin embargo, pusieron en apuros al oficialismo en todos los distritos donde antes arrasaban.

Seis días después empezó con una batería de actos, el primero de ellos en Lomas de Zamora. Allí, utilizó por primera vez el video que intenta imponer la idea de la existencia de una “mística radical”. Al día siguiente, estuvo en Monte Grande inaugurando un espacio universitario junto al rector de la Universidad de Guillermo Brown. Luego, sin pisar el suelo de la provincia que gobierna estuvo en La Rioja, donde hizo un acto en la localidad de Chilecito.

Diez días después, volvió a Buenos Aires para una entrevista en el canal de televisión de cable del Grupo Clarín, donde antes parecía estar vedado. Hoy es casi un panelista habitual. Todos esperarían que agosto, el mes de la Pachamama, el mandatario estaría honrando a su tierra, pero no, el 4 de agosto ya estaba en Avellaneda donde tuvo otro acto. Tras entrevistarse con varios dirigentes locales se quedó en Buenos Aires.

Una semana después, sin pisar Jujuy, estuvo en Santa Fe para disertar sobre Planes Sociales y Asistencialismo. Fue a la empresa Bioceres. Se entrevistó, ese mismo día, con el intendente de Rosario Pablo Javkin. Durante esos días sufrió un desplante importante. Mientras él paseaba por Santa Fe la senadora de su partido Carolina Losada, en lugar de acompañarlo, prefirió una foto con Mauricio Macri, que por esos días visitaba tierras rosarinas.    

En esa gira visitó Azul, Trenque Lauquen y Olavarría donde concluyó las actividades con un acto en el comité local con su clásica arenga a la UCR. Allí, fue entrevistado por varios medios locales. En ellos, volvió a ratificar su intención de ser presidente, lo que dejó en claro que esta gira lejos de ser una serie de visitas partidarias, es una campaña presidencial.

Luego de este raid, tampoco volvió a Jujuy. Fue a Lanús, desde ahí pasó, nuevamente a Rosario, donde firmó un convenio con Javkin. Prácticamente, lo ungió como el candidato del radicalismo en Santa Fe, pese a que el intendente Rosario se fue del partido de Alem y Yrigoyen hace ya varios años. Todo parecía concluir allí, pero una vez más decidió viajar y fue hasta Marcos Juárez en Córdoba para apuntalar la campaña de Sara Majorel.

Desde allí, sí volvió a Jujuy, pero no a gobernar a los jujeños sino porque lo trajo una tragedia familiar y un encuentro político. En la provincia de Jujuy se realizó el encuentro de Norte Grande. Los gobernadores de 10 provincias se reúnen a sacarse una foto y quejarse de lo postergadas que están sus provincia, pero jamás resuelven nada que los haga salir de esa postergación.

Los gastos de Gerardo Morales

Gerardo Morales, como es obvio, no se mueve en aviones de línea. Tampoco usa el avión sanitario de la provincia. Los últimos registros de vuelo que se conocen fueron dados por la cuenta Aviones de Ezeiza, que mostraron que se había alquilado un jet a Pacific Ocean por el valor de 20 mil dólares. Hoy, el mandatario sigue volando en taxis aéreos, pero se desconoce el costo que se está pagando.