Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Argentina

ECONOMÍA

Otra alerta para Argentina: advierten que “casi no tiene efectivo para evitar la devaluación”

La agencia internacional Bloomberg aseguró que “los operadores locales se están posicionando para una gran devaluación” en Argentina.

<

La agencia Bloomberg advirtió sobre la situación económica de la Argentina al señalar que el país «casi no tiene efectivo para evitar la devaluación«. El reporte califica al momento actual como “álgido», incluso para «un país cuyo nombre se ha convertido en sinónimo de crisis financiera». Otros portales especializados, como Financial Times y Wall Street Journal, también arrojaron duros pronósticos para el país. 

«Con una inflación que se acerca a los tres dígitos y, según los economistas, a solo uno o dos errores de política de desencadenar una hiperinflación, el Banco Central está tratando desesperadamente de evitar una devaluación del peso que solo daría paso a otra ola de alzas de precios. Cada día, el banco envía a sus operadores a vender dólares y comprar pesos que nadie quiere. En promedio, gasta US$ 60 millones diarios. Por ahora, eso ha mantenido al peso mayormente estable en el mercado primario de divisas», expresó el artículo de Bloomberg al cual accedió NA.

Dudas sobre los datos del Banco Central

En esa línea, la agencia manifestó que «los datos públicos del Banco Central son demasiado turbios para descifrar cómo está utilizando exactamente las diversas pilas de dinero que componen sus reservas, y los funcionarios no hablan sobre el tema». En ese sentido, expresó que la mayor entidad financiera de Argentina “se negó a comentar sobre la composición exacta de sus U$S 38,000 millones en reservas brutas o qué dinero usa para respaldar el peso. Dice que mantiene suficiente moneda extranjera disponible para sostener el crecimiento económico normal y mantener un mercado de divisas equilibrado”.

A su vez, alertó sobre las incertidumbres dentro de los mercados y ahorristas. “Los temores sobre la insolvencia del Gobierno son tan agudos que los ahorristas se apresuraron el mes pasado a sacar dólares de sus cuentas bancarias. Los depósitos en dólares cayeron a su nivel más bajo desde el 2016 cuando los argentinos retiraron casi U$S 750 millones”. 

Poca credibilidad internacional

Asimismo, Bloomberg indicó que, en este panorama, “hay pocas posibilidades de obtener ayuda financiera del extranjero”, ya que a su entender, “los inversionistas extranjeros en bonos, que ya han presionado a la baja el precio de los bonos extranjeros de Argentina a unos 20 centavos por dólar, están demasiado asustados por una serie de defaults previos como para prestarle dinero al país ahora”.

Además consideró que “es poco probable que el Fondo Monetario Internacional intervenga en este momento tampoco. Ya ha comprometido cerca de U$S 44,000 millones para el país y no muestra interés en prometer más capital”. En ese sentido, aseguró que «una devaluación de esa magnitud, dicen los economistas, podría provocar un aumento inmediato en los precios de hasta un 30% en bienes esenciales como alimentos y aumentos aún mayores en combustibles, profundizando las dificultades financieras que los argentinos han estado soportando durante años».

Cambios en el Gobierno

Al referirse a los cambios en el Gobierno y el arribo de Sergio Massa como ministro de Economía, Desarrollo Productivo y Agricultura, la agencia consideró que el ex presidente de la Cámara de Diputados “enfrentará profundas divisiones políticas que paralizarán a la coalición gobernante de izquierda de Argentina, sin mencionar a los inversionistas globales que sacan dinero de los mercados emergentes a medida que la Reserva Federal eleva las tasas de interés”.

 Sin embargo indicaron que “los inversionistas son optimistas de que Massa tendrá más posibilidades de apuntalar la economía que su predecesora, Silvina Batakis”. Durante la breve gestión de la exministra, el dólar blue alcanzó su récord al cotizar en $350 hace aproximadamente dos semanas. En paralelo, el riesgo país tuvo una fuerte suba de 2.800 puntos básicos.