Conecta con nosotros

Hola, ¿Qué estás pensando?

El Intransigente
Adolfo Pérez Esquivel

SOCIEDAD

Secta criminal: rechazaron los ataques contra Adolfo Pérez Esquivel por la causa Secta S.A

El ganador del premio Nobel, Adolfo Pérez Esquivel, apoyó la libertad del número 1 de la organización coercitiva en 2002.

<

El Servicio de Paz y Justicia (SERPAJ), cuyo Presidente Honorario es Adolfo Pérez Esquivel, repudió la secta criminal acusada de corrupción de menores, explotación laboral, lavado de activos, entre otros delitos. Sin embargo, pese a que hay pruebas gráficas del vínculo del Nobel de la Paz con ella, rechazaron los ataques y no pidieron disculpas por haber apoyado al número 1 de la organización de la causa Secta S.A de CABA.

El comunicado

El Servicio de Paz y Justicia (SERPAJ) fue el organismo encargado de difundir el comunicado para repudiar «cualquier hecho delictivo vinculado a redes de trata de personas como ha sido histórico en nuestra entidad». Sin embargo, rechazaron los ataques contra Adolfo Pérez Esquivel, los cuales, en realidad, se basan en la búsqueda de respuestas sobre por qué el activista apoyó a la Escuela de Yoga de Buenos Aires.

«A la vez, expresamos preocupación y rechazo a los ataques hacia nuestro Presidente Honorario, Adolfo Pérez Esquivel, como así también a otros organismos de derechos humanos basados en mentiras y difamación. En el año 2002, el SERPAJ, junto a otros organismos de DDHH, se manifestó de buena fe solicitando información respecto de situaciones de agresión física que sufrieron integrantes de esa organización», ampliaron.

«De acuerdo con la información que contábamos, se trataban de personas a las que la justicia había sobreseído de varias acusaciones y determinado la falta de mérito de la causa. Integrantes de la organización en cuestión hoy están detenidos por varios delitos graves, y es de nuestro interés que la justicia siga su curso y que las víctimas de esos abusos tengan la reparación que les corresponde», indicaron.

Repudio de las redes sociales

Inmediatamente, los usuarios de redes sociales repudiaron la falta de explicaciones del SERPAJ y la ausencia de un pedido de disculpas. En varios comentarios, expusieron que no solo «se lavaron a manos» a pesar de las pruebas, sino que sus «actos de buena fe» trajeron consecuencias atroces, entre ellas, la vulneración de niños y adolescentes.

«Muy bien, ya leímos las excusas, la buena fe y la desetimación de las denuncias (porque, claro, este es un país donde la Justicia siempre es justa, cierto, sí, sí). Ahora escribanlo de nuevo sin olvidarse de ADMITIR EL ERROR Y PEDIR DISCULPAS». «Es más honesto y más humano decir me equivoqué y pedir disculpas, pero no…si no podemos confiar en quienes dicen que defienden nuestros derechos entonces qué nos queda. Había NIÑOS en esa organización señores, hay videos, no se puede tapar el sol con las manos», fueron algunas de las respuestas.

Pablo Salum contraatacó a Adolfo Pérez Esquivel y a organismos de DDHH

Al tener conocimiento del comunicado, Pablo Salum realizó un hilo extenso en su cuenta de Twitter adjuntando pruebas y embistiendo contra Adolfo Pérez Esquivel. También fue contra Abuelas de Plaza de Mayo por defender a la secta pedófila e incestuosa, a pesar de que grupos de padres protestaron contra Juan Percowicz por mantener encerrados a sus hijos.

«No obstante sabiendo lo que hicieron, eligen seguir mentir, difamar y seguir atacando a las victimas luego del terrible daño que nos hicieron. Hace mas de una década que tienen conocimiento de todo esto y siguieron encubriendo y silenciándome con su poder», repudió Salum. Además, comunicó que la agrupación de Abuelas terminó bloqueándolo de las redes.