Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Ernesto Tenembaum

ESPECTÁCULO

Ernesto Tenembaum: «Me parte el alma la manera en que la educación pública se viene cayendo a pedazos»

Según Tenembaum, el conflicto de las escuelas no son los alimentos o las edificaciones mal mantenidas.

Ernesto Tenembaum, periodista y conductor de radio, manifestó que la politización y la militancia en cualquier escuela pública han generado tomas y protestas por temas poco relevantes como el mejoramiento de la calidad de las viandas. En ese marco, Tenembaum afirmó que el principal problema es que hay una alta tasa de ausentismo por parte de los docentes en las secundarias.

«Uno de los conflictos es la toma de los colegios secundarios. Hay 13 que están tomados, porque piden mejores viandas y estados edilicios. Yo creo que en unos días se levantan las tomas y la vida sigue… como siguen las cosas que no tienen mucho sentido. Me parte el alma la manera en que la educación pública se viene cayendo a pedazos«, señaló Tenembaum en la radio Con Vos.

«No es relevante lo de las viandas y sí la discusión sobre el ausentismo docente en los colegios secundarios, porque lo he vivido con mis hijos que fueron a escuelas públicas», reconoció el exconductor de Palabras más, palabras menos y luego cambió de tema para hablar de los mapuches y la cobertura que hacen algunos medios sobre los ataques a lugareños argentinos.

«El segundo conflicto es sobre el ataque presumiblemente de 5 personas pertenecientes a un grupo extremo de la comunidad mapuche. Ayer el Gobierno de Río Negro denunció que había un puesto de Gendarmería quemado. No hubo heridos y no pasó más nada, pero fue muy cerca de Bariloche. Me irrita mucho cuando en los titulares de los diarios ponen que los mapuches atacan a la Gendarmería… es muy racista. En todo caso es un grupo de 5 personas», arremetió el exeditor de Página 12.

«El tercer tema de conflictividad ocurrió en Sarandí, en una empresa que se llama Logística Milo donde los dueños denunciaron que un grupo de camioneros entraron con pecheras y cagaron a piñas a los trabajadores por un conflicto que había por un delegado que hacía rato que no trabajaba y la empresa quería que trabajara», concluyó Tenembaum.