Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Estela de Carlotto

POLÍTICA

La sentida despedida de Estela de Carlotto a Hebe de Bonafini: «El mundo la va a sentir»

Estela de Carlotto, titular de las Abuelas de Plaza de Mayo, expresó sus sensaciones luego del deceso de Hebe de Bonafini.



Estela de Carlotto, titular de las Abuelas de Plaza de Mayo, expresó sus sensaciones luego del deceso de Hebe de Bonafini. Aunque no escondió sus diferencias a lo largo del tiempo, ponderó la lucha que tuvieron durante la dictadura militar. En ese sentido, aseguró que «es una persona que está en la historia» y «el mundo la va a sentir«.

La muerte de Hebe de Bonafini ocasionó un fuerte impacto en la política argentina y en las organizaciones de derechos humanos. Una de ellas fue las Abuelas de Plaza de Mayo y la titular, Estela de Carlotto, se expresó acongojada por la noticia: «Es una persona que está en la historia y, obviamente, el mundo la va a sentir. Es una gran tristeza, pero es lo que nos toca por la edad que tenemos y nos queda la tranquilidad de no haber entregado nuestra lucha«, indicó en C5N.

Las visiones diferentes hicieron que entre las líderes haya una separación que con el tiempo no se pudo subsanar. Sin embargo, de Carlotto estuvo lejos de precisar sobre las disidencias, sino que rememoró el trabajo que hicieron juntas: «Lo que me sale de esta tristeza es recordar lo que convivimos pensando lo mismo, haciendo lo mismo y luego cada una tomó su camino«, destacó.

En lo que se refiere al distanciamiento que tomaron, trazó un paralelismo en lo que sucedió entre el líder del radicalismo y Juan Domingo Perón: «Recuerdo cuando Balbín lo despidió a Perón. Despidió a un amigo y cuánta contrariedad había entre los dos. Sin embargo, somos seres humanos y no hay que pensar en lo oscuro, sino en lo limpio», enfatizó Estela de Carlotto.

Finalmente, explicó que no tenía contacto con las Madres de Plaza de Mayo y, en consecuencia, con Hebe de Bonafini: «Las Abuelas hicieron su camino, por lo tanto, el trato con ella no siguió para nada, en lo personal y en las actividades. Nuestro camino fue, si se podría decir, parecido y distinto», sentenció una de las máximas exponentes de la lucha contra los derechos humanos.