Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Twitter

MUNDO

Twitter cierra temporalmente sus oficinas

Después de que Elon Musk comprará Twitter la semana pasada, comenzó con los recortes de presupuesto. Se espera que podría despedir a miles de empleados.

Este viernes, Twitter cerró temporalmente sus oficinas después de comunicar a los empleados que serían informados por correo electrónico durante el día sobre si fueron despedidos. La medida sigue a una semana de incertidumbre sobre el futuro de la compañía, que ahora es propiedad del multimillonario Elon Musk.

A través de un correo electrónico, la compañía informó al personal que avisaría a los empleados antes de las 09:00 hora local del viernes sobre los recortes de personal. «En un esfuerzo por situar a Twitter en una senda saludable, el viernes pasaremos por el difícil proceso de reducir nuestra plantilla global», decía el comunicado enviado el jueves.

Musk quiere recortar alrededor de 3.700 puestos de trabajo de la compañía, la mitad de su plantilla. Mientras que busca reducir los costos e imponer una nueva ética de trabajo exigente. Se espera que el equipo de moderación de contenidos de la compañía sea uno de los objetivos de los recortes.

La compañía no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios. Los empleados ventilaron sus frustraciones sobre los despidos en la red social, utilizando el hashtag #OneTeam. Rachel Bonn tuiteó: «El jueves pasado en la oficina de SF (San Francisco), fue realmente el último día en que Twitter fue Twitter. Estoy embarazada de ocho meses y tengo un hijo de 9 meses. Me acaban de cortar el acceso al (computador) portátil», replicó Reuters.

En respuesta al hilo de #OneTeam, el jefe de Seguridad e Integridad de Twitter, Yoel Roth, dijo «Tweeps: Mis DMs (rutas de mensajes directos) están siempre abiertos para ustedes. Diganme cómo puedo ayudar». Roth ha sido el directivo de más alto nivel que se ha expresado públicamente con un tuit de apoyo al personal que está perdiendo su empleo y parecía que seguía teniendo su trabajo.

Demanda colectiva a Twitter

El jueves se presentó una demanda colectiva contra Twitter por parte de sus empleados, que argumentan que la empresa estaba llevando a cabo despidos masivos sin avisar con la antelación requerida de 60 días, en violación de las leyes federales y de California.

La demanda también pide al tribunal federal de San Francisco que emita una orden para restringir a Twitter la posibilidad de solicitar a los empleados despedidos que firmaran documentos sin informarles debidamente. Musk habría ordenado a los equipos de la compañía que encuentren hasta 1.000 millones de dólares de ahorro anual en costos de infraestructura, según dos fuentes familiarizadas con el asunto.

El magnate ya había despedido a los altos cargos de la compañía, entre ellos a su consejero delegado y a los principales ejecutivos de finanzas y legales. Otros, incluidos los que encabezan las divisiones de publicidad, mercadotecnia y recursos humanos de la empresa, se marcharon a lo largo de la semana pasada.