Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
París

MUNDO

Crimen de odio en París: kurdos protestan por segundo día consecutivo

El asesino de 69 años preguntó a los agentes a cuántas personas había matado. Abrió fuego en pleno centro de París y mató a tres personas.

Miembros de la comunidad kurda se enfrentaron el sábado por segundo día consecutivo a la Policía en París por el asesinato de tres miembros de su comunidad en un crimen de odio. Los manifestantes volcaron coches, quemaron al menos un vehículo y prendieron pequeños fuegos cerca de la Plaza de la República. Se trata este último de un lugar tradicional de protestas en la ciudad, donde los kurdos celebraron anteriormente una protesta pacífica.

Los enfrentamientos estallaron cuando algunos manifestantes abandonaron la plaza, según NA. La población respondió lanzando proyectiles contra la Policía, que respondió con gases lacrimógenos. Las escaramuzas continuaron durante unas dos horas antes de que los manifestantes se dispersaran.

Descargo de la comunidad

Cientos de manifestantes kurdos, a los que se unieron políticos como el alcalde del distrito 10 de París, ondearon banderas. Además, escucharon homenajes a las víctimas. «No se nos protege en absoluto. En 10 años, seis activistas kurdos han sido asesinados en pleno centro de París a plena luz del día», declaró Berivan Firat, portavoz del CDK-F, a BFM TV durante la manifestación.

La vocera comentó que el acto se volvió violento después de que algunos manifestantes fueron provocados por personas que pasaban en un vehículo que mostraba una bandera turca e hicieron un gesto nacionalista. Las muertes del viernes se produjeron antes del aniversario de los asesinatos de tres mujeres kurdas en París en enero de 2013.

El hombre que aterrorizó París

El sospechoso, un conductor de tren retirado de Francia que fue retenido por varias personas antes de que interviniera la policía, dijo que era «racista», informó una fuente próxima al caso a DW. Según la cadena BFM TV, en el momento del arresto, el individuo preguntó a los agentes: «¿A cuántos he matado?».

El hombre de 69 años disparó el viernes en el interior de un centro cultural kurdo y una cafetería cercana en una concurrida zona del distrito 10 de París. Sacudió de repente un evento que se preparaba para conmemorar el décimo aniversario del asesinato no resuelto de tres activistas. Al mismo tiempo, hay un juicio contra él esperándolo. Hace un año, protagonizó un ataque con sable contra un campamento de migrantes en París.

Tras interrogar al sospechoso, los investigadores habían añadido un presunto móvil racista a las acusaciones iniciales de asesinato y violencia con armas. Después de que una multitud enfurecida se enfrentó a la Policía el viernes por la tarde, el Consejo Democrático Kurdo de Francia (CDK-F) organizó una concentración el sábado en la Plaza de la República.