Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
cambio climático

MUNDO

¿Cuánto se necesita para proteger a la naturaleza del cambio climático?

Se estima que para el 2025 se necesitarán cerca de 384.000 millones de dólares al año.

Las inversiones para proteger y gestionar mejor los ecosistemas del mundo deben alcanzar los 384.000 millones de dólares al año para 2025, más del doble de los niveles actuales, para protegerse de las amenazas del cambio climático y la pérdida de recursos naturales, manifestó este jueves el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma).

El cálculo servirá de base para la cumbre sobre biodiversidad que se celebrará a partir de la próxima semana en Canadá, en la que los países tratarán de llegar a un acuerdo para proteger la naturaleza y la vida silvestre frente a una mayor degradación y pérdidas de especies y paisajes.

En la actualidad se invierten 154.000 millones de dólares al año, principalmente por parte de los Gobiernos, en medidas para proteger y gestionar mejor las aguas, la tierra, el aire y la vida silvestre, lo que se conoce como «soluciones basadas en la naturaleza», dice el informe del Pnuma.

«Esto tendrá que aumentar en varias órdenes de magnitud si queremos hacer frente a la triple crisis de la degradación de la tierra, el clima y la naturaleza», expresó Ivo Mulder, jefe del departamento de financiación del clima del Pnuma. «Alrededor del 50% del PIB mundial depende de la salud y el buen funcionamiento de los ecosistemas (por lo que) no debería ser un tramo demasiado duro, incluso si vivimos múltiples crisis», agregó, replicó Reuters.

Mientras tanto, los Gobiernos gastan entre 500.000 y 1 billón de dólares al año subvenciones en potencialmente perjudiciales para la pesca, la agricultura y los combustibles fósiles, según el informe. Más de 100 países se comprometieron el año pasado a trabajar en la protección de la biodiversidad. Pero no lograron ponerse de acuerdo en cuestiones como la financiación de la conservación en los países más pobres.