Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Qatar 2022 1312

SOCIEDAD

El Obelisco porteño colmado tras la clasificación de la Selección Argentina a la final de Qatar 2022

Miles y miles de fanáticos ya se congregaron en el monumento minutos antes del pitazo final del partido.

Una multitud se concentraba en la tarde de este martes en el Obelisco porteño para celebrar el pase de la Selección Argentina a la final del Mundial Qatar 2022. En tanto, miles de personas vibraron en distintos espacios públicos de la Ciudad de Buenos Aires, en los que pudieron seguir a través de pantallas gigantes las acciones del triunfazo por 3 a 0 de la Albiceleste frente a Croacia.

Subidos a las vallas que el Gobierno porteño dispuso frente al monumento ubicado en el cruce de las avenidas 9 de Julio y Corrientes, los hinchas comenzaron a celebrar la gesta desde antes del pitazo final, según Télam. Bombos, redoblantes y la canción ya hecha himno por la hinchada argentina en este torneo y en la que todos se subían al estribillo: “Muchachos, ahora nos volvimos a ilusionar, quiero ganar la tercera, quiero ser campeón mundial”.

La concentración de fanáticos provocó el corte del tránsito sobre Av. Corrientes entre Libertad y Suipacha, en Roque Sáenz Peña entre Libertad y Cerrito, y en la esquina de las avenidas Corrientes y Callao. Esto obligó a que los colectivos que habitualmente utilizan el Metrobús de la 9 de Julio modifiquen sus recorridos; muchos de ellos desviándose por la Avenida Paseo Colón.

Los cánticos de los hinchas eran acompañados por los bocinazos de los vehículos que todavía podían circular en calles aledañas al Obelisco. Entre otros sitios, miles de hinchas siguieron las alternativas del partido en la pantalla gigante montada en la plaza Seeber del barrio porteño de Palermo. Cubierta de celeste y blanco, los visitantes llegaban con camisetas de la Selección de distintas épocas, la mayoría de ellas con el número 10 en la espalda y el apellido “Messi”.

Los vendedores ambulantes aprovecharon para sumar a su oferta de las tradicionales camisetas de la selección banderas, gorros, vuvuzelas, vinchas, remeras y muñecos con la cara de Lionel Messi. En el llamado “fan fest”, una multitud celebró el triunfo con el clásico cántico: “El que no salta es un inglés”, lo que causó una niebla roja, producto del polvo de ladrillo de la plaza levantado por los saltos de la hinchada, y muchos desconcentraron para ir caminando hasta el Obelisco.

Los dos goles de Julián Álvarez, y el penal provocado por el “9” de la Selección, parecen haber despertado la pasión de los hinchas que visten su camiseta y le dedican frases al aire como “Juli te amo!!”. Con el pitazo final, la felicidad del pueblo se desató y, entre los cánticos más escuchados, resonó: “Vení vení, cantá conmigo, que un amigo vas a encontrar, que de la mano de Leo Messi, todos la vuelta vamos a dar”.