Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Afganistán

MUNDO

Hombres armados atacan un hotel en el centro de Kabul

Residentes de la zona dijeron que el ataque se llevó a cabo en un edificio donde suelen alojarse ciudadanos chinos y otros extranjeros.

Este lunes, hombres armados abrieron fuego dentro de un hotel en el centro de Kabul, popular entre los ciudadanos chinos, informaron dos fuentes talibanas a Reuters, en el último acto de violencia en Afganistán, que intenta estabilizarse tras la retirada de las fuerzas extranjeras lideradas por Estados Unidos.

«Mientras continuaban los tiroteos en el hotel, se declaró un incendio en una de las plantas», dijeron las fuentes. También añadieron que esperan que haya víctimas. Un video publicado en Twitter por un periodista en Kabul, verificado por Reuters, mostraba humo saliendo de un edificio de varias plantas, con un piso inferior en llamas.

El ataque tuvo lugar sobre las 14:30 hora local, cuando hombres armados atacaron un hotel en el que «se alojaba gente corriente», manifestó el portavoz de la policía de Kabul, Khalid Zadran, añadiendo que las fuerzas de seguridad estaban tratando de asegurar la zona.

Residentes de la zona dijeron que el ataque se llevó a cabo en un edificio donde suelen alojarse ciudadanos chinos y otros extranjeros. «El tiroteo continuó después de que escucharon una fuerte explosión», expresaron. El ataque ocurre un día después de que el embajador de China se reunió con el viceministro de Relaciones Exteriores afgano para tratar asuntos relacionados con la seguridad y solicitó más atención sobre la seguridad de su embajada, informó Reuters.

Un portavoz del gobierno talibán, Zabihullah Mujahid, confirmó la existencia de un atentado en Kabul, pero dijo que por el momento no podían facilitar más información. La embajada no respondió de inmediato a una solicitud de Reuters para hacer comentarios. En los últimos meses, se han producido varios atentados con bomba y tiroteos en Afganistán, algunos de los cuales han sido reivindicados por militantes de Estado Islámico.