Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Facebook

MUNDO

La millonaria suma que deberá Facebook por una demanda sobre divulgación de datos

La demanda comenzó en 2018, cuando los usuarios de Facebook acusaron a la red social de violar las reglas de privacidad al compartir sus datos con terceros.

Meta, la empresa matriz de Facebook, acordó pagar 725 millones de dólares para resolver una demanda presentada en 2018 en Estados Unidos. En la misma, se acusó a la red social de permitir a terceros —incluyendo a Cambridge Analytica— acceder a los datos privados de los usuarios. El monto del acuerdo fue divulgado tras una presentación judicial.

«El acuerdo propuesto de 725 millones de dólares es la recuperación más grande jamás lograda en una demanda colectiva de privacidad de datos. Es lo más que Facebook ha pagado para resolver una demanda colectiva privada», explicaron los abogados de los demandantes en la presentación, replicó Télam.

Facebook no admitió ninguna irregularidad como parte del acuerdo, que aún debe ser aprobado por un juez de San Francisco. En agosto, se había informado que la red social había llegado a un acuerdo preliminar. Aunque en ese momento no se divulgaron el monto ni los términos del acuerdo.

La demanda comenzó en 2018, cuando los usuarios de Facebook acusaron a la red social de violar las reglas de privacidad al compartir sus datos con terceros, incluyendo a la firma británica Cambridge Analytica, vinculada a la campaña presidencial de Donald Trump en 2016.

Cambridge Analytica, que desde entonces cerró, recopiló y explotó los datos personales de 87 millones de usuarios de Facebook sin su consentimiento, según la demanda. Esa información presuntamente se usó en el desarrollo de software para guiar a los votantes estadounidenses a favor de Trump.

Desde entonces, Facebook eliminó el acceso a sus datos de miles de aplicaciones sospechosas de abusar de ellos, restringió la cantidad de información disponible para los desarrolladores y facilitó a los usuarios calibrar las restricciones sobre el intercambio de datos personales.