Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Luis Novaresio

ESPECTÁCULO

Luis Novaresio aseguró que en la política «se terminó la concordancia del mundial»

Luis Novaresio apuntó a dos frentes: el fallido recorrido de la Selección Argentina y el fallo de la Corte Suprema a favor de la Ciudad de Buenos Aires por la coparticipación.

Luis Novaresio apuntó a dos frentes: el fallido recorrido de la Selección Argentina y el fallo de la Corte Suprema a favor de la Ciudad de Buenos Aires por la coparticipación. En primer lugar sostuvo que el Gobierno nacional presionó para que los campeones vayan a Casa Rosada. Asimismo, felicitó al máximo tribunal de Justicia por fallar a favor de la jurisdicción porteña.

El conductor de Buen Día Nación, por LN+, observó que la comunión de los argentinos por el Mundial, terminó. «Por las dudas hay que avisar que se terminó la concordia del mundial. Les duró 15 minutos la unidad de los argentinos detrás del esfuerzo de Scaloni, la superación de Messi. Volvimos, cinco minutos duró», indicó el periodista.

En continuidad cuestionó a la seguridad encargada de escoltar al micro que llevaba a los futbolistas. Además puso la lupa en la falta de organización sobre el recorrido que debía hacer el ómnibus: «Ridículo que una asociación civil sin fines de lucro maneje la movilización más grande de la historia de la Argentina«, enfatizó el comunicador rosarino.

También se animó a utilizar una frase que usó el Ministro de Seguridad de la Ciudad para explicar la intención que tenía el Gobierno de ver a Messi en la Rosada: «El intento de secuestro, para utilizar la terminología de D’ Alessandro, se confirma con un montón de otros hechos. Yo ratifico que desde el Ministerio de Deportes y Presidencia de la Nación, se presionó a «Chiqui» Tapia y su abogada para que vayan a Casa Rosada».

Como cierre hizo una acotación referida al fallo de la Corte Suprema de Justicia a favor de la Ciudad de Buenos Aires por los puntos de coparticipación que le había quitado el Ejecutivo hace más de un año: «El fallo de la Corte, jurídicamente, es impecable. Ahora, Alberto Fernández le manda a decir desclasado. Un porteño se queja de la «opulencia» porteña», sentenció.