Connect with us

Hola, qué estás buscando?

El IntransigenteEl Intransigente
Víctor Hugo Morales

ESPECTÁCULO

Víctor Hugo Morales apuntó a los jueces macristas del Lago Escondido: «Corruptos hasta la médula»

Según Víctor Hugo Morales, la reunión secreta fue para intercambiar fallos judiciales por favores económicos.

Víctor Hugo Morales, periodista y relator de fútbol, manifestó que el chat de Telegram entre jueces, funcionarios del PRO y empresarios del Grupo Clarín para ocultar el viaje en vuelo privado al Lago Escondido le dio asco. Por otro lado, Morales dijo que le pareció desagradable que desde los medios de comunicación opositores al Gobierno nacional como Clarín y La Nación justificaran como un acto válido el gesto machista de Cristian Ritondo en el Congreso contra Cecilia Moreau.

«Yo creo que detrás de lo que hablan cada uno de ellos en el chat de Telegram hay toda una realidad de la vida del país. Es muchísimo más que un chat porque uno los ve guarangos y corruptos hasta la médula y dan asco. Jorge Rendo, CEO del Grupo Clarín y Julián Ercolini, juez federal, dan todavía más asco», arremetió Víctor Hugo Morales en una editorial para la radio AM 750.

«Cristian Ritondo, presidente del bloque del PRO en la Cámara de Diputados, que parece un barrabrava de cuarta y que además es barrabrava, Clarín lo perdona por lo que hizo contra Cecilia Moreau, aunque les parezca mentira. La mafia de Magnetto consigue decir que fueron los kirchneristas que no respetan las reglas y eso lo sacó a Ritondo, por lo tanto, justifican el gesto machirulo a una mujer», comentó el exconductor de la TV Pública.

Víctor Hugo Morales habló de los medios que hacen campañas mediáticas en contra de la Selección

«Los periodistas de Clarín y La Nación en eso de escribir para los jefes y no para la gente criticaron a Lionel Messi por el Topo Gigio y por festejar el triunfo en la cara de los holandeses. Ni Juan Román Riquelme que inventó el gesto lo ha pagado tan caro», señaló el comunicador de 74 años con mucho enojo por las notas de opinión mal intencionadas en algunos sectores del periodismo argentino.

«En cambio, no dijeron nada de los holandeses que declararon contra Messi en la semana y que molestaron mucho más de lo habitual por afuera del reglamento. Ni hablar lo que le hicieron a Lautaro Martínez. Según esos periodistas, lo que pasó con los holandeses había que tomarlo con clase. En la calentura de un partido de fútbol no podés mandarte un Topo Gigio no es de Jockey Club le dice los periodistas de Clarín y La Nación a sus jefes», concluyó.